BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Martes 29 de julio de 2014
NOTICIAS
Ponen en duda la posición oficial respecto a las pastera
Un diputado entrerriano está convencido de que “el objetivo del Gobierno nunca fue la relocalización de Botnia”.
7 de septiembre de 2007
El diputado nacional Juan Carlos Lucio Godoy (Concertación Entrerriana) se refirió a la decisión comunicada por la secretaria de Ambiente, Romina Picolotti, de que se implementará un plan de vigilancia ambiental sobre Botnia para controlar la contaminación.

Al respecto, Godoy señaló que “esto no es más que una prueba más de lo que venimos sosteniendo y denunciando desde hace más de dos años: el Gobierno nacional nunca pudo haber tenido en sus planes la relocalización de las pastera finlandesa dado que convalidó desde el principio su instalación. Para ello elaboró en el año 2004 un plan de monitoreo y control, que es lo que en definitiva ahora se vuelva a hacer. Cambian los funcionarios pero la historia es la misma. Y esto lo decimos con pesar, porque durante mucho tiempo hemos aportado documentación oficial y testimonios que de esto daban cuenta y no fuimos escuchados. Pero afortunadamente, llegó la hora de la verdad: el Gobierno nacional se saca la careta y muchos otros se sacan la venda de los ojos”.

Asimismo, el diputado de la Concertación recordó que “desde mi despacho como diputado nacional y desde nuestro bloque no sólo he presentado proyectos y defendido en mis discursos en el recinto la lucha de los asambleístas contra las pasteras, sino que he conseguido y publicado documentación emanada de despachos oficiales que sostenían mi afirmación de que fue el propio Gobierno nacional en la figura del ex canciller Rafael Bielsa quien convalidó la instalación de las pasteras en marzo del año 2004 en una reunión con el ex canciller Opertti”.

“Y sostener y publicar estos materiales me ha costado recibir durante este tiempo todo tipo de descalificaciones, indiferencia y hasta ataques –agregó-. Sin embargo no he dejado de decir la verdad y de expresar mi rechazo a pesar de todos, porque sin decir la verdad nunca se va a resolver el problema de fondo. Ahora que afortunadamente muchos reconocen que no estaba tan errado en mis afirmaciones, vuelvo a poner a disposición de la comunidad y el periodismo (como lo he hecho en reiteradas oportunidades) los materiales a los que me refiero”.