BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Domingo 16 de diciembre de 2018
NOTICIAS
La oposición denunció la “militarización” del Congreso
Pidieron garantías para el normal funcionamiento de la sesión y para los manifestantes que marcharían contra la reforma previsional. Cuestionaron la “represión” del miércoles.
14 de diciembre de 2017
Pasado el mediodía y poco antes de la hora prevista para el inicio de la sesión, diputados del kirchnerismo, el Movimiento Evita y la izquierda realizaron una conferencia de prensa en proximidades del Congreso para denunciar el “nivel de militarización nunca visto” en torno al Palacio Legislativo y exigir al presidente de la Cámara baja garantías para que la sesión pudiera realizarse en condiciones normales.

Amén de ese pedido formulado por el titular del bloque FpV-PJ, Agustín Rossi, el diputado Leonardo Grosso, del Peronismo para la Victoria, directamente pidió el levantamiento de la sesión porque “no hay condiciones de llevarla a cabo”. Se le dio.

“Nunca hemos visto el nivel de militarización que tiene hoy el Congreso”, denunció Agustín Rossi, quien reclamó al Gobierno levantar “este cerco militar que tiene el Congreso de la Nación en esta oportunidad”. Asimismo pidió al presidente de la Cámara de Diputados “que garantice que la sesión se pueda realizar en condiciones normales”, alertando que “la presencia de personal de las fuerzas de seguridad adentro del Congreso se torna insoportable”.

En ese sentido habló de diputados que no podían “superar el cerco” establecido en torno al Parlamento. Hizo referencia puntual a los legisladores nuevos, que no cuentan con el carnet correspondiente para poder ingresar, y apuntó que “no hay personal del Congreso acompañando a las fuerzas de seguridad” como para poder franquearles el ingreso.

Asimismo repudió “la represión de ayer que sucedió aquí, donde fueron los diputados Grosso, Donda y Juan Manuel Huss fueron reprimidos por las fuerzas de seguridad”.

En este contexto, recordó que estaba convocada una movilización para la tarde y alertaron que esa movilización “tiene que desarrollarse en paz: que no repriman. Exigimos al Gobierno que no ejerzan la represión institucional contra los que vienen a manifestarse contra la ley que el oficialismo quiere sacar hoy”.

Por otra parte, Rossi sostuvo que “el Gobierno ha hecho todo para generar esta situación de tensión” y consideró que la sesión prevista inicialmente para la próxima semana fue adelantada “porque ven que esta discusión en el seno de la sociedad la están perdiendo”, ante lo cual consideró que “con el nivel de rechazo que tiene, lo lógico y razonable es que retiren el proyecto”.

Por su parte, el diputado Leonardo Grosso sostuvo que “no hay condiciones para llevar a cabo la sesión”, recordó que amplios sectores se han movilizado contra la reforma previsional y reclamó la constitución de una mesa del diálogo con las organizaciones sociales y sindicatos “para destrabar este conflicto”.


A su turno, el diputado de izquierda Nicolás del Caño denunció también la “militarización” y fue más lejos al denunciar “un sitio del Congreso, repudiable, escandaloso. Exigimos también que se retire el operativo, porque no hay condiciones de sesionar”.

Luego advirtió que “quieren amedrentar” y por eso le pidió a la población que “no podemos ser la generación que se quede con los brazos cruzados en su casa y que vengan a manifestarse”.

Rossi advirtió que “no vamos a dar quórum e invitamos a todos los diputados que adelantaron su voto negativo que nos acompañen a no dar quórum”, mientras que Del Caño hizo votos para que “la movilización popular logre impedir esta sesión”.

El jefe del bloque FpV-PJ salió a su vez al cruce de diputados del oficialismo “que plantearon que es esto o el caos”, y aclaró que “no va a haber ningún caos en la Argentina” si rechazan la ley. “El Gobierno tendrá que buscar otra forma de resolver sus problemas fiscales” en ese caso, sostuvo, y “la gente podrá festejar esta noche” el rechazo de la norma. E insistió en que “es malo para la democracia que tengamos un Congreso militarizado”.

Luego el diputado Fernando Espinoza sostuvo que “este es un Congreso tomado por la Gendarmería, así no se puede sesionar. Le pedimos al presidente de la Nación que por favor saque la Gendarmería”.