BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Sábado 20 de octubre de 2018
LEGISLATURAS PROVINCIALES
Incendian el vehículo de una diputada radical
La catamarqueña Paola Bazán, una de las impulsoras de las investigaciones por presuntas irregularidades en el club Unión Aconquija, denunció que se trató de “un ataque en su contra en un intento por callarla”.
31 de enero de 2018
El auto particular de la diputada provincial por el radicalismo catamarqueño Paola Bazán fue incendiado, en un hecho que la legisladora denunció como “un ataque en su contra en un intento por callarla”.

“A más de 30 años de democracia buscan callarme de esta manera!!! #AMiNoMeCallan #Delincuentes”, tuiteó la diputada catamarqueña, en el texto con el que acompañó las imágenes del vehículo completamente incendiado.

El hecho ocurrió en horas de la madrugada y el auto se encontraba estacionado frente a su vivienda, ubicada en el Barrio Achachay, en la zona alta de la capital provincial.

Según consignaron fuentes policiales, “un grupo de delincuentes llegó hasta la vivienda, pincharon las gomas de su automóvil familiar y luego habrían procedido a prenderle fuego con alguna clase de combustible no individualizado hasta ahora”.

En ese momento, según trascendió, la diputada Bazán se encontraba en casa junto a su familia.

El vehículo, un Volkswagen modelo Vento, quedó prácticamente inutilizado como consecuencia del siniestro.

En tanto, a través de las redes sociales, la diputada radical, integrante del Frente Cívico-Cambiemos, entendió que “el ataque tuvo un claro tinte político” y alegó que, de este modo, “buscan callarla”.

Es que Paola Bazán fue una de las impulsoras de las investigaciones por supuestas irregularidades en el club Unión Aconquija, donde presuntamente “se habrían desviado fondos de la secretaría de Estado de Vivienda para financiar las actividades deportivas”.

“Por el momento no descartan ninguna hipótesis sobre el siniestro y nos encontramos abocados al esclarecimiento de la situación”, indicaron fuentes policiales.

Al respecto, Bazán manifestó su preocupación por los escasos recursos con los que cuentan la policía y los bomberos ante este tipo de situaciones: “El móvil policial que vino no tenía matafuegos y los bomberos no tenían presión en el camión para que salga el agua y tuvimos que esperar a que llegue otro camión”, contó la legisladora provincial.

Tras el hecho, el ministro de Gobierno catamarqueño, Marcelo Rivera, expresó la solidaridad del Ejecutivo provincial con la legisladora y su familia, e indicó que la gobernadora Lucía Corpacci “dio directivas para que se trabaje en forma expeditiva para dilucidar quiénes son los responsables”.