BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Jueves 24 de mayo de 2018
LEGISLATURA PORTEÑA
La oposición porteña repudió el acuerdo con el FMI
Legisladores de Unidad Ciudadana, PO y Bloque Peronista cuestionaron duramente las negociaciones con el Fondo Monetario y tildaron al Gobierno de “amateurs“.
11 de mayo de 2018
Luego de que el presidente de la Nación, Mauricio Macri, anunciara las negociaciones con el Fondo Monetario Internacional (FMI), diputados porteños de Unidad Ciudadana, PO y Bloque Peronista cuestionaron duramente la medida y catalogaron a los funcionarios del Gobierno como "amateurs".

Al respecto, el vicepresidente segundo de la Legislatura, Mariano Recalde, manifestó que “en toda su historia la flexibilización laboral fue una de las exigencias del FMI para prestar plata. ¿Por qué esta vez habría de ser la excepción?“ y consideró que “la gente está sufriendo el tarifazo más brutal de la historia argentina y está empezando a expresar el descontento, cómo puede y dónde puede“.

Por su parte, el diputado de Unidad Ciudadana Leandro Santoro explicó que “el Gobierno anunció el acuerdo con el Fondo Monetario ¡antes ir a negociar! ¿Qué pasaría si les dicen que tienen que liquidar el sistema?“ y afirmó que “lo único peor que ir al FMI a pedir guita, es anunciar por la tele que vas a ir al FMI a pedir guita antes de hablar con el FMI en privado“.

“Como la Argentina anunció un acuerdo con el FMI antes de tenerlo cerrado, ahora se tiene que bancar las condiciones que le pongan, ya que si lo rechaza las consecuencias serian peores. ¡Increíble el grado de amateurismo de esta gente!“, sentenció.

A su turno, el legislador del PO Gabriel Solano insistió en que “los que llevaron el país a la quiebra en 2001, lo hacen ahora; son los mismos, reciclados y es la misma política: un préstamo para financiar la fuga de capitales y después rematar el país“ y subrayó que “es un Gobierno despistado manejando una situación muy dificil. El martes nadie sabe qué va a pasar: vencen el 60% de las reservas del BCRA en las Lebacs. Estamos en las puertas de un Rodrigazo“.

“Entramos en una etapa muy recesiva, el consumo cae como resultado de que el salario pierde capacidad adquisitiva y la inflación no tiene techo. Todas las tarifas están dolarizadas; lo único pesificado son los salarios“, añadió.

Finalmente, el peronista Santiago Roberto se precisó que “los os grandes empresarios quieren un dólar a 26 pesos; los trabajadores quieren que el dólar deje de subir para poder llegar a fin de mes. ¿De qué lado pensás que se va a poner el Gobierno?“.