BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Martes 23 de octubre de 2018
LEGISLATURA PORTEÑA
De Maya llamó a apoyar la legalización del aborto
A días del debate por la Ley IVE, el presidente del radicalismo porteño le pidió a los senadores aprobar la normativa y cuestionó duramente a quienes que “por sus creencias personales condenan a las mujeres a morir en la clandestinidad”.
6 de agosto de 2018
A dos días de que la Cámara alta debata la ley de Interrupción Voluntaria del Embaraza (IVE), el presidente de la UCR Capital, Guillermo De Maya, llamó a los senadores a apoyar la iniciativa y cuestionó duramente a quienes que “por sus creencias personales condenan a las mujeres a morir en la clandestinidad”.

En ese sentido, el radical expresó su deseo de que “en Senadores se apruebe la ley; de no ser así, lo único que habrán conseguido será demorar el curso de la historia, pero no mucho más que eso” y ejemplificó esa situación al señalar que “hubo que esperar hasta 1947 para que las mujeres pudieran votar, las parejas heterosexuales tuvieron que esperar hasta 1987 para poder divorciarse y fue necesario esperar hasta el 2010 para que las parejas homosexuales pudieran casarse”.

Asimismo consideró que “el Senado es un ejemplo de lo que está sucediendo a nivel global, los partidos políticos no se entienden como lo que verdaderamente son y pareciera ser que al llegar a la banca cada representante actúa más como un monarca individual que como un representante de ideas y valores”.

Sobre esa misma línea remarcó -en dialogo con ‘El hecho maldito’- que “nuestro partido históricamente estuvo a favor de la ampliación de derechos, si alguno quiere hacerse el distraído, Cambiemos planteó en temáticas de salud que uno de los objetivos era ampliar el acceso equitativo a servicios de salud integrales, entonces ningún diputado o senador puede hacerse el distraído de lo que le ofrece al pueblo a la hora de votar”.

Por otra parte, De Maya manifestó que “esto sería casi un trámite administrativo si los senadores radicales honrarán la historia de la UCR” y se preguntó “¿cómo van a explicarle esos senadores a las mujeres del interior que por sus creencias personales las siguen condenando a morir en la clandestinidad? Porque seamos claros, de no aprobarse el 8 de agosto, el 9 de agosto seguirán habiendo las mismas cantidades de abortos clandestinos”.

“Los senadores deben entender que el cuerpo de las mujeres no es un campo de batalla para discutir creencias religiosas, no tienen derecho alguno a apropiarse de los cuerpos gestantes”, afirmó y sentenció que “escuché a algunos decir que el aborto tampoco es 100% seguro. Senadores, ninguna intervención quirúrgica es 100% segura, sin embargo ninguno de ustedes se sometería a una operación de apéndice en un departamento y usando un gancho en lugar de un bisturí”.