BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Sábado 19 de enero de 2019
NOTICIAS
Los puntos centrales que contendría el proyecto sobre Régimen Penal Juvenil
El Gobierno anunció que enviará la iniciativa al Congreso en febrero. Se establece bajar la edad de imputabilidad a los 15 años para delitos graves.
8 de enero de 2019
El Gobierno anunció que enviará al Congreso en febrero el proyecto de ley para crear un nuevo “Sistema de Responsabilidad Penal Juvenil”. Actualmente rige la Ley 22.278, que data de la época de la última dictadura militar.

La iniciativa del Ejecutivo, que fue prometida hace dos años atrás -también en un año electoral-, contendría un centenar de artículos, distribuidos en 16 capítulos.

La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, ya confirmó que se buscará bajar la edad de imputabilidad a los 15 años. En tanto, según detalló Clarín, el régimen se aplicará a los menores de 15 cuando hayan cometido delitos tales como homicidio, violación, abuso sexual agravado, secuestro extorsivo o robo con armas de fuego.

De acuerdo a lo publicado por el diario, el proyecto establece la intervención de una justicia especializada en la adolescencia, y plantea que la prisión será el “último recurso” y “por el plazo más breve posible”.

Además, los adolescentes “no serán pasibles de sanciones privativas o restrictivas de la libertad en función de infracciones de naturaleza contravencional o de faltas”. Y el máximo de años de cárcel será de 15 y quedará prohibida “la imposición de reclusión y de prisión perpetua”.

Por otra parte, uno de los artículos propondría que en caso que las víctimas den su consentimiento, y sólo ante delitos menores, se incorporarán “mecanismos no tradicionales de resolución de conflictos”, como la mediación, la conciliación y el acuerdo restaurativo.

La ley buscará establecer sanciones socio-educativas, tales como la asistencia a programas de formación ciudadana; la capacitación laboral, cultural y deportiva; o el tratamiento médico o psicológico.

La prisión preventiva para los jóvenes de entre 15 y 18 años deberá ser por el plazo de un año. Asimismo se habla de distintos tipos de detenciones: domiciliarias, de “fines de semana”, y en centros especializados, donde los menores “desarrollarán actividades formativas, educativas, laborales y de ocio”.