BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Domingo 22 de septiembre de 2019
LEGISLATURA PORTEÑA
Cruces entre el oficialismo y la oposición por la fórmula Macri-Pichetto
Mientras los legisladores de Vamos Juntos aseguraron que se trató de una decisión para gobernar en “consenso y diálogo”, el kirchnerismo y la izquierda advirtieron que es “un manotazo de ahogados”.
12 de junio de 2019
Luego de que el presidente de la Naciòn, Mauricio Macri, anunciara la designación de Miguel Ángel Pichetto como precandidato a vicepresidente, los legisladores de Vamos Juntos avalaron la medida a través de las redes sociales, mientras que los opositores la cuestionaron duramente y aseguraron que se trató de “un manotazo de ahogados”.

Al respecto de esta situación el vicejefe de Gobierno porteño, Diego Santilli, acompañó la decisión y consideró que Pichetto “es un hombre de consensos y poder encarar un diálogo con todos los sectores es fundamental para consolidar las transformaciones que estamos llevando adelante en nuestro país”.

A la vez que el vicepresidente primero de la Legislatura y secretario general del Pro, Francisco Quintana (VJ), señaló que “Macri demuestra estar a la altura de lo que necesita nuestro país: diálogo y consenso” por eso celebró la “designación de Pichetto como compañero de fórmula, político comprometido con la democracia y las instituciones”. Mientras que el jefe de la bancada Vamos Juntos, Agustín Forchieri, resaltó que “si una voz de la oposición ha sido crítica, pero responsable y constructiva, esa ha sido la de Pichetto; es muy importante que frente a la opción por el pasado que plantean algunos, de este lado nos unamos los que apostamos por el futuro”.

Además el vicepresidente de ese bloque por Confianza Pública, Diego García Vilas (VJ), expresó que desde ese espacio abogan “por una República con Justicia, transparencia, crecimiento y desarrollo para todos los argentinos” y destacó la decisión del presidente a favor de la “apertura de consensos básicos y avanzar en una coalición que nos permita alcanzar ese país que merecemos”.

En contraposición el diputado de Unidad Ciudadana Leandro Santoro insistió en que “lo que está claro es que la centralidad de la política argentina la tiene Cristina Kirchner. Todo se maneja en función de las decisiones que ella toma, es un espejo invertido” y aseguró que “el Gobierno vio que sorprendió con la decisión de ponerlo a Alberto Fernández como candidato a presidente, se desesperó y salió corriendo a buscar un peronista”.

“Lo fueron a buscar a Urtubey, pero como es un muchacho joven que tiene futuro, les dijo dos veces que no; lo fueron a buscar a Pichetto que no tenía reelección como senador y no tiene un solo voto en Rio Negro, y les dijo que sí. Lo tratan de vender como una genialidad para decir ‘ganamos el centro de la escena’ pero la verdad es que no ganaron nada”, agregó.

Sobre esa misma línea Andrea Conde (UC) explicó que “lo de Pichetto como vice de Macri da la impresión de ser un manotazo de ahogado” y sentenció que “están sin brújula y Pichetto no representa a quienes el Gobierno necesita representar para ganar las elecciones y revertir el desastre en el que sumieron al país”.

Por su parte el trotskista Gabriel Solano (PO) precisó que “la fórmula con Pichetto es coherente, fue quien le garantizó los votos del PJ en el Senado y el respaldo de los gobernadores peronistas”; mientras que Laura Marrone (FIT) remarcó que “en política no existe la sorpresa, existen los sorprendidos. Pichetto fue fundamental para el ajuste de Macri”. Asimismo Myriam Bregman ironizó al señalar que “Pichetto ganó el premio al empleado del mes”.

Finalmente el radical y diputado de Evoluciòn Marcelo Guouman compartió en su cuenta de Twitter un mensaje que sostenía que “un programa de Gobierno y una coalición política social y cultural amplia son la condición para un futuro mejor. Macri y Pichetto deben ratificar ese proceso”.

También se sumaron en apoyo a la formula Claudio Romero, Eduardo Petrini, Maximiliano Sahonero, Eduardo Santamarina, Jian Ping Yuan, María Sol Méndez, Cristina García, Natalia Fidel, José Luis Acevedo y Lía Rueda (VJ).