BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Martes 16 de julio de 2019
NOTICIAS
Prorrogan beneficio para la forestación
El Senado aprobó y remitió a la Cámara baja una norma que modifica la ley de inversiones para bosques cultivados.
13 de agosto de 2008
Los senadores dieron media sanción a una iniciativa que permitirá prorrogar por diez años un beneficio otorgado por el Estado Nacional para incentivar la explotación de bosques cultivados para la industria forestal.

Se trata de una norma que incluye la posibilidad de que las explotaciones forestales obtengan beneficios fiscales y reintegros.

Al explicar los beneficios del proyecto, el titular de la Comisión de Presupuesto, el correntino Fabián Ríos sostuvo que durante los años en los que se aplicó este beneficio se sumaron 361 mil hectáreas forestadas, con un aporte del Estado de casi 145 millones de pesos.

“El régimen de incentivo tenía un correlato con los reintegros al productor. Desde el año 2004-2007 se puso en marcha este incentivo. El sistema funcionaba y la promoción generó beneficios económicos importantes”, sostuvo.

Señaló a Corrientes como una de las provincias mas beneficiadas, “ya que pasó de ser la tercer provincia con hectáreas forestadas a la primera”. Indicó también “que los productores consideraban que esta herramienta de beneficios fiscales era realmente buena. Los montos por este régimen sumaron 361.000 hectáreas y la proyección de diez años que se pide ahora es para lograr la meta de 2.000.000 de hectáreas forestadas y un notable incremento en incentivos fiscales destinados al productor”.

Rios defendió los controles realizados en esta materia y agregó que “para completar esa cantidad de hectáreas propuestas y que esto signifique un beneficio directo en 1.600 millones de pesos para los productores del noreste argentino, pedimos la media sanción a esta prórroga”.

Agregó que "con esta prórroga de diez años, la meta es lograr alcanzar la las 2 millones de hectáreas forestadas, y un incentivo de parte del estado para promocionar los bosques cultivados de 1600 millones de pesos como auxilio directo con incentivos fiscales y de reintegros directos al productor".

Ríos señaló que "las provincias auditaron o declararon de más un 10 por ciento de las hectáreas que la Nación verificó y certificó a la hora de pagar los reintegros".

Por su parte, el senador de Misiones Luis Viana señaló que la Argentina "está pasando por una aceleración importante en el crecimiento y el desarrollo forestal", y graficó que en su provincia "mientras buscamos una semilla que se nos cae del bolsillo, esta ya está germinando".

El senador peronista agregó además: “Después de los diez años transcurridos estamos forestando menos de lo planificado. No porque no haya voluntad de los productores sino por la sanción de esta ley. Los plantes 2000 y 2001 no han sido cobrados todavía en mi provincia. En el 2003 se comenzaron a regularizar los planes y el pago”. Viana agregó que “si bien la ley es eficiente, hay que mejorarla y conseguir mayores hectáreas de forestación”.

A su vez, la chubutense Silvia Giusti, titular de la Comisión de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación, puntualizó que la iniciativa que obtuvo media sanción no choca con la ley de protección a los bosques nativos, ya que se trata de "plantar especies exóticas, respetando a las autóctonas".

Desde el radicalismo, Ernesto Sanz consideró que "esta ley ha sido un muy buen negocio en términos fiscales para el Estado", al tiempo que señaló que el beneficio "tiene una tasa de retorno de entre el 10 y el 22 por ciento".