BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Lunes 28 de julio de 2014
NOTICIAS
Para Kunkel, ahora Solá volvió a ser Felipe
Elogios del diputado nacional ultrakirchnerista para el ex jefe del bloque de diputados del Peronismo Federal, luego de que éste admitiera su salida de la oposición.
21 de septiembre de 2011
Todavía está viva en la memoria la imagen de Carlos Kunkel insultando a Felipe Solá en el recinto de la Cámara baja cuando el debate de la 125. Pero ya en la última sesión llamó la atención ver a ambos dialogando amablemente, lo que dio que pensar que las diferencias habían quedado de lado.

Según confió el propio Carlos Kunkel, ambos volvieron a dialogar el último sábado en oportunidad del festejo de los 89 años de Antonio Cafiero, y allí parece que terminaron de despejarse todas las asperezas.

En diálogo con Radio Provincia, Kunkel dijo que "Felipe es un hombre que se formó y militó en el peronismo defendiendo posiciones que consideró adecuadas en un determinado momento; cuando hay una diferencia por un tema concreto, se plantea con toda responsabilidad y la firmeza necesaria, y cuando hay cuestiones de coincidencia y acompañamiento me parece que también hay que apoyarlas".

El legislador ultra K justificó el retorno de Solá al redil señalando que “el peronismo pretende una comunidad organizada que contenga a todas las expresiones”, al referirse a la posibilidad de que Felipe Solá apoye al oficialismo.

"Nosotros hemos dialogado con Felipe en algunas oportunidades, particularmente el último sábado en el cumpleaños de Antonio Cafiero, donde convergieron muchos dirigentes y ex dirigentes del peronismo”, agregó Kunkel, quien precisó que “en el peronismo muchas veces hay diferencias de matices y apreciaciones, algunas tienen más importancia por el lugar y el momento en el que se dan, y por las trascendencia de los temas que motivan esa disconformidad”.

Kunkel concluyó diciendo que “los sectores de la oligarquía no pueden considerar ahora que Felipe, por haber levantado la mano en el debate legislativo de la Ley 125, se sintió parte de la oligarquía o levantó sus banderas”. Queda claro entonces que Kunkel ya no le guarda ningún rencor al ex gobernador.