BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Martes 16 de julio de 2019
OPINIÓN
Un testimonio invalorable
Por Eduardo Menem
10 de julio de 2009
Al celebrarse el vigésimo aniversario de la aparición del Semanario Parlamentario no puedo dejar de expresar la satisfacción por tan auspicioso acontecimiento, a la par de hacer llegar mi reconocimiento a sus directivos y trabajadores por la invalorable labor realizada de reflejar en sus páginas lo ocurrido en estos veinte años de vida parlamentaria.

Cuando apareció por primera vez el Semanario Parlamentario estaba cumpliendo mi primer mandato con senador nacional, que se había iniciado en 1983 con el advenimiento de la democracia, y en ese momento advertí la importancia que tendría una publicación de esa naturaleza, lo que fue siendo corroborado por las sucesivas e ininterrumpidas ediciones hasta los tiempos actuales.

Han sido muchos e importantes los acontecimientos ocurridos en el Congreso de la Nación en el periodo indicado, todos los cuales fueron fielmente recogidos y trasmitidos por el Semanario Parlamentario. Desde el juramento y renuncia de Presidentes de la Nación hasta la renovación periódica de senadores y diputados que le fueron dando a las Cámaras que integraban una impronta particular.

Durante este periodo se sancionaron leyes trascendentes que sería largo de enumerar, pero en la opción de elegir una en particular se puede recordar la 24.309 que declaró la necesidad de la reforma constitucional producida luego en 1994. Esta ley, mediante la cual el Congreso de la Nación ejerció su función preconstituyente, fue sancionada por las mayorías exigidas por la Constitución, por lo que no recibió los cuestionamientos anteriores de leyes de similar naturaleza.

Precisamente la reforma constitucional de 1994 que introdujo importantes cambios institucionales, entre ellos la incorporación de un tercer senador para darle participación a las minorías de cada Provincia, también tuvo eco en las páginas del Semanario Parlamentario.

Puedo dar fe de que esta publicación cuyo aniversario estamos celebrando ha hecho del pluralismo político una cuestión de principios. Todos los protagonistas de la actividad parlamentaria, sin distinción de partidos o banderías políticas, tuvieron cabida en las sucesivas ediciones de este importante semanario.

Cuando se quiera tener noticias sobre lo ocurrido en el Parlamento argentino a partir del 4 de julio de 1989 podrá acudir como fuente a las publicaciones de Semanario Parlamentario, que a partir de su aparición se constituyó en un testimonio invalorable de los acontecimientos sucedidos y de los actores que pasaron por este espacio trascendente de la vida nacional.

* Eduardo Menem fue senador nacional entre 1983 y 2005