BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Miércoles 12 de diciembre de 2018
NOTICIAS
Director de Migraciones confirmó que el Ejecutivo trabaja en un proyecto de ley para modificar el sistema migratorio
Horacio García afirmó que se generarán las condiciones para que el “Congreso se expida”. Señaló que en Argentina “no queremos delincuentes”.
16 de enero de 2017
Ante la decisión del Gobierno nacional de reforzar el ingreso de extranjeros con antecedentes penales al país, el Director Nacional de Migraciones, Horacio García, aseguró: “No queremos delincuentes en Argentina”.

En esta línea, sostuvo que el Parlamento debe “modificar plazos” para definir si echa o no una persona, ya que actualmente un proceso de este tipo puede extender hasta “ocho años”.

“Tenemos que ser amigables con los que vienen a trabajar a Argentina, pero tenemos que ser estrictos y determinantes: no queremos delincuentes en Argentina. No queremos ni que ingresen ni que permanezcan en la Argentina los inmigrantes que vienen a delinquir”, expresó.

El funcionario contó que “desde hace un año” y por “expresa directiva” del ministro del Interior, Rogelio Frigerio, se está “tratando de cambiar la política migratoria”.

“Nosotros vamos a trabajar para que a Argentina no ingresen delincuentes. Conectamos INTERPOL internacional a nuestras bases. Cualquier juzgado de cualquier lugar del mundo que genere una restricción sobre un ciudadano la tiene la Argentina”, manifestó García en diálogo con Radio Mitre.

Para el Director de Migraciones hay que “generar la mayor cantidad de convenios de información con todos los países de la región y del mundo”.

Hasta el momento desde el Ejecutivo no se había confirmado si las modificaciones se implementarán a través de un proyecto de ley o por decreto presidencial, pero García afirmó que se está “trabajando en un proyecto y vamos a generar las condiciones para que el Congreso se expida”.

“Hay que modificar plazos que la ley ha hecho eternos. Para echar a una persona que sabemos que es un delincuente vamos a tardar 8 años”, explicó y agregó: “Tenemos que pensar cómo modificamos el status quo que perjudica a los argentinos y a los migrantes”.

Sostuvo que “no tenemos ninguna mirada xenófoba con ninguna nacionalidad” pero “queremos que los mecanismos empiecen a producir el efecto que nosotros necesitamos”. “Vamos a trabajar en un sistema migratorio que sea mucho más efectivo”, finalizó.