BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Martes 23 de enero de 2018
NOTICIAS
Felipe Solá sostiene que Milagro Sala es “una presa política”
El diputado massista considera que “hay un aprovechamiento político de la corrupción para tapar la ineptitud del gobierno, no soy tan tonto para pensar que es el único tema de la Argentina”.
29 de enero de 2017
Muy crítico del Gobierno actual, Felipe Solá lo acusó de hacer “un aprovechamiento político de la corrupción” del Gobierno anterior, para “tapar la ineptitud” actual. Pese a señalar que no quiere decir que Milagro Sala no tenga causas, sostuvo que si Gerardo Morales no fuera gobernador ella no estaría presa.

Con relación a la escucha telefónica difundida entre Cristina Kirchner y Oscar Parrilli, Solá aclaró que “el 99% de los argentinos hablamos así, no me parece un delito”, y minimizó el tema atribuyéndolo a la intención de “llenar páginas ocupándose de las pequeñas cosas cuando tenemos despidos y una economía que decrece”.

A su juicio “hay un aprovechamiento político de la corrupción que hubo en el Gobierno anterior para tapar la ineptitud del Gobierno (actual). No estoy dispuesto a que se perdone nada al kirchnerismo porque haya hecho cosas bien”.

“No soy tan tonto para pensar que es el único tema de la Argentina”, aseguró, entrevistado por Radio 10.

Sobre el feriado del 24 de marzo, que llevó al Gobierno a dar una vuelta atrás, Solá señaló que la movilización del feriado “era una burrada importante, pagaba un costo político más allá que al gobierno no le interese la historia y la memoria y que hay naturalizar el paso de la dictadura y los genocidas como si fuera el cruce de los Andes”. No obstante, admitió que “es bueno que hayan dado marcha atrás”.

“El asesor o la persona que le dijo esto no le importaba nada o es un nabo”, estimó, agregando que el presidente “no tenia por qué pagar ese costo político. El Gobierno cree que el sentido común de ellos es el mismo sentido común de la gente y es un grave error como cuando Macri dice que Milagro Sala está presa porque la mayoría cree que es una chorra”. Al respecto señaló que “Milagro Sala es una presa política; si no estuviera Morales de gobernador no estaría presa. Es una presa política, lo que no quiere decir que no tenga causas”.

Sobre el endurecimiento del control migratorio, Solá sostuvo que “Argentina no tiene buen control de las fronteras. Hay que separar la xenofobia del control de fronteras. El tema de los inmigrantes es importante para los argentinos, no hay que descartarlo por xenofóbico”. No obstante, consideró que “el primer error es que sea un DNU, porque no quieren que haya debate en el parlamento, me hubiese gustado tratarlo como diputado”.

Aclaró por otra parte que “no vamos a bancar ni un centímetro de xenofobia. El problema de inseguridad viene por la falta de coordinación de las fuerzas de seguridad”.

En otro pasaje, Felipe Solá señaló que “Pichetto quiere ser el más moderado de todos y cualquier cosa menos un peronismo rebelde ni movilizado Pero es imposible porque el peronismo es un movimiento”. Con vistas a las elecciones, dijo ver “difícil” que el Frente Renovador participe de la PASO, aunque también “es difícil que Cristina si es candidata acepte una PASO. No la veo a Cristina en una interna, es su gran déficit e impide la formación de un movimiento opositor grande”.

“Cristina habla de Frente Ciudadano pero no está dispuesta a ceder su conducción”, agregó.

Con relación al papel de su fuerza en las próximas elecciones dijo creer que “con Stolbizer vamos a ir y que Sergio va a ser candidato, pero falta mucho tiempo”.

Sobre el jefe de la AFI, señaló que Gustavo “Arribas es un hombre de negocios, no puedo decir si son oscuros o claros. Si se mezclan la política y los negocios, nos vamos a la miércoles. Su única virtud es ser muy amigo, tener muchos secretos del presidente”. Dijo que “va a tener que explicar muchas cosas y (Silvia) Majdalani tiene peor fama. ¿Por qué nombran a una persona cuestionada, si es un gobierno que dice que no hará escuchas?”, se preguntó.