BUSCAR FACEBOOK TWITTER
Viernes 19 de octubre de 2018
LEGISLATURA BONAERENSE
El aumento “implica más rentabilidad para empresas distribuidoras”
El presidente de la Comisión de Usuarios y Consumidores del Senado de la provincia de Buenos Aires, Hernán Albisu, hizo referencia al nuevo incremento de tarifas que impulsa el Estadio Nacional y que comienza a regir desde este 1º de febrero.
1 de febrero de 2017
“El gobierno no contempla quitas de subsidios, por lo tanto la medida implica solamente un aumento de la rentabilidad de las empresas distribuidoras, quienes además brindan un pésimo servicio”, afirmó el senador massista.

“Con este tipo de medidas, nuevamente el gobierno beneficia a grandes empresas a costa del bolsillo de los usuarios, que deben financiar con tarifa e impuestos las inversiones que, en teoría, van a hacer las empresas”, remarcó Albisu.

Además, el senador del Frente Renovador expresó que “el Ministro Aranguren no ha tenido presente al momento de determinar los aumentos tarifarios de la luz la capacidad de los usuarios para afrontar a los mismos”.

Según informa el INDEC, en 2016 la mitad de los argentinos percibieron sueldos de alrededor de $8.000, por lo que hay usuarios que no están en condiciones de afrontar estos aumentos.

El aumento ponderado es de un 100% promedio, con subas que arrancan en un 60% para los niveles de menores consumos (hasta 150 kWh por mes) hasta un 148% para los niveles de mayor consumo (entre 600 y 1500 kWh).

El senador especialista en tarifas del equipo de Sergio Massa explicó que "las empresas distribuidoras se vieron beneficiadas a fines del año pasado con la condonación de una deuda por compras de energía impaga con CAMMESA por 20.000 millones de pesos", y añadió: "además no dicen qué hicieron con los 20.000 millones de dólares de subsidio que recibieron en los últimos años".

"No pagaron la energía, pero se la cobraron a los usuarios, recibieron subsidios multimillonarios, pero no hicieron las inversiones que debían y el servicio es de pésima calidad", finalizó Albisu.