Gran rechazo y algunos apoyos a las medidas

Las medidas económicas anunciadas por el ministro de Economía, Ricardo López Murphy, generaron un fuerte rechazo en gran parte de la oposición legislativa y en el Frepaso, así como tibios apoyos desde sectores del oficialismo.

El presidente del bloque del PJ, Humberto Roggero, dijo que las medidas "destruyen el mercado interno de la misma forma en que los talibanes dinamitaron las estatuas de Afganistán" y aseguró que "provocarán una recesión tan grande que ningún blindaje podrá combatir". Agregó que el PJ "no va a acompañar estas medidas porque están en contra de lo que creemos necesario para despegar y porque significan un ataque directo a los trabajadores y desocupados".

Por su parte, el presidente de la bancada de diputados de la UCR, Horacio Pernasetti, declaró que "comparte el diagnóstico realizado por el ministro de Economía" y añadió que ahora "es imprescindible apuntalar la cohesión social y el crecimiento", para lo que instó a trabajar desde el lunes "en transformar en ley los decretos de obras sociales y reforma previsional".

No obstante, reconoció que los legisladores radicales "no comparten" el recorte al presupuesto de las universidades nacionales y que "se debe estudiar el impacto que tendrán los recortes a subsidios provinciales porque puede darse una situación de injusticia en provincias de menor desarrollo".

El diputado radical Juan Pablo Baylac sostuvo que "las medidas son necesarias, aunque algunas sean conflictivas, por lo que el ministro López Murphy, a la hora de aplicarlas, deberá hacerlo con prudencia para no afectar cuestiones como la educación o las relaciones laborales".

Respaldó las medidas el diputado de la UCeDé, Carlos Castellani, integrante de Acción por la República, quien consideró "necesarias" las medidas para "profundizar el ordenamiento de las cuentas públicas, poniendo en caja el déficit fiscal". Si bien consideró que "habrá que esperar los resultados", adelantó que los mismos "serán favorables en la medida en que los políticos de la Alianza acompañen al ministro López Murphy y no le pongan palos a la rueda, como se ve venir".

Más críticas a los anuncios, desde el propio oficialismo, llegaron del senador radical Leopoldo Moreau, quien opinó que "está muy claro que el camino de los ajustes concluyó y si hacemos un acuerdo para darle sostén a un nuevo ajuste, es como ponerle a un cadáver un respirador artificial".

El frepasista, el diputado Eduardo Macaluse expresó que para apoyar estas medidas "me van a tener que hacer una lobotomía" y señaló que "hace 25 años que cada ministro de Economía que fracasa con medidas liberales de ajuste, es reemplazado por otro que propone más ajuste y más medidas liberales".

En relación a las medidas que afectan el presupuesto educativo, la diputada justicialista Graciela Giantessio -ex directora de Escuelas bonaerense- dijo que "es un plan para destruir la educación y ampliar la brecha entre ricos y pobres" y consideró que las medidas, "más el congelamiento del gasto primario que se firmó en el pacto fiscal, es avanzar en la destrucción del sistema educativo".

El vicepresidente segundo de la Cámara, el justicialista Eduardo Camaño, dijo que las medidas "son inaceptables porque golpean a los sectores mas desprotegidos de la sociedad" y pidió al gobierno que "empiece a preocuparse por el déficit social que estas políticas están provocando".

El diputado Héctor Cavallero (PPS-Santa Fe), se sumó a las críticas y adelantó "un pronto y funesto fin para este plan que sólo tiene como propósito seguir quitando dinero a la gente para pagar a los acreedores".

El presidente del bloque de Acción por la República, Alfredo Castañón, expresó su "apoyo crítico" a las medidas, señalando que AR no dará "un apoyo incondicional, sino que estudiará las medidas punto por punto" en el Congreso. "Lo que nos sobra a nosotros son economistas para analizar las medidas", ironizó.

El dirigente cavallista adelantó que acompañarán "muchas medidas de ajuste pero vamos a pedir la eliminación de impuestos distorsivos, un viejo proyecto nuestro, a los intereses, al endeudamiento empresario, derogar el impuesto a la ganancia presunta y modificar el IVA a las inversiones".

"Hay dos interrogantes: cómo se va a generar el consenso dentro del bloque de la Alianza para sacar las medidas por ley y cómo se va a generar un impacto positivo en los niveles de la sociedad", explicó.

Por su lado, el presidente del bloque de senadores justicialistas, José Luis Gioja, sostuvo que las medidas "son de difícil viabilidad y es muchísimo más de lo mismo".

"El ministro no explicó como se van a sostener las medidas enunciadas, por lo que considero que son de difícil viabilidad", afirmó Gioja en un comunicado, donde señaló que "tampoco se habló de reactivación frente a la recesión económica ni de crecimiento ante el estancamiento productivo". El legislador opinó que "es muchísimo más de lo mismo, hay voluntarismo y lo que pareciera es que este gobierno recién empieza, ya que existe un reconocimiento implícito de que se ha perdido un año y cuatro meses". Indicó que "el discurso del presidente Fernando de la Rúa inaugurando el período de sesiones ordinarias, dista bastante del que acabamos de escuchar por parte del ministro".

Acotó que "el parlamento se reserva el derecho a revisar cuanto decreto llegue del Poder Ejecutivo y el justicialismo no rehuirá a ningún diálogo ni debate", pero aclaró que "siempre y cuando este no sea de sordos".

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password