Intercambio de acusaciones entre diputados

El justicialismo y la Alianza cruzaron acusaciones por el fracaso de la sesión de ayer en la Cámara de Diputados, en la que estaba previsto debatir los tres proyectos de reforma política y de modificación a la Ley del Cheque para convertir en coparticipable ese impuesto a los créditos y débitos.

La sesión se frustró por falta de quórum, ya que sólo había en toda el ámbito del Parlamento 75 legisladores. Ni siquiera se realizó la convocatoria, con lo cual el cuarto intermedio se postergó hasta el miércoles próximo, aunque todos piensan que las deliberaciones se reanudarán recién después de las elecciones del 14 de octubre.

"El lunes pasado el presidente de la Cámara y el titular del bloque radical nos dijeron que el oficialismo no iba a dar quórum para sesionar esta tarde", afirmó el vicepresidente segundo del bloque PJ, Marcelo López Arias, en una conferencia de prensa en la que reunieron a 27 legisladores en el Salón de Conferencias de la Cámara baja para respaldar la denuncia de que la Alianza "decidió boicotear una sesión en la que se iban a tratar temas importantes para el país".

En la lista de proyectos que se encuentran pendientes en Diputados figuran la media sanción del Senado para coparticipar la recaudación del impuesto al cheque, reclamado por los gobernadores de 23 distritos en una expresión del Consejo Federal de Inversiones (CFI), hace poco más de dos semanas. También figura la reforma política, uno de los temas conflictivos que ayudó a que también fracasara la sesión prevista para la semana pasada.

"Parece mentira que en la situación de crisis que vive el país, que afectan a las provincias, el oficialismo haya decidido no sesionar", insistió López Arias.

Más duro fue el vicepresidente de la Comisión de Presupuesto y Hacienda, Oscar Lamberto, quien centró su preocupación por la falta de funcionamiento de la Cámara de Diputados en la demora en aprobar un proyecto de ley de su autoría que suspendería las ejecuciones hipotecarias. "En un mes que la Cámara se negó a aprobar la suspensión de ejecuciones los embargos aumentaron en un 50 por ciento", afirmó Lamberto, quien destacó que mientras Diputados no sesiona "se acumulan deudas, no se cumplen con planes sociales y esto genera una situación que lleva a las provincias al borde del incendio".

A su vez, el bonaerense José María Díaz Bancalari adjudicó la maniobra del oficialismo a la "continuación de una práctica del Gobierno de descalificar a las instituciones democráticas".

"Al no concurrir, los legisladores de la Alianza parecen obedecer más al ministro de Economía y no al pueblo que los votó", acusó Díaz Bancalari.

En tanto, Alessandro consideró que la denuncia del justicialismo representó "una apuesta mediática porque el PJ no tenía más de 27 diputados en la Cámara de Diputados" y dijo que todos los bloques "están en falta por la ausencia de sus legisladores".

"Es lamentable que no haya sesión", agregó y comentó que había conversó con el presidente de la Cámara, Rafael Pascual, quien le confirmó que "no se podía realizar sesión porque había solo 75 diputados" en la sede. Alessandro también se refirió al impuesto al cheque y dijo que la Alianza "está dispuesta a dar el debate", pero se manifestó "contrario a votar a libro cerrado este proyecto puede provocar que la Nación se quede sin los recursos y aquí no es favorecer a las provincias en detrimento de la Nación o viceversa". Por su parte, el radical José Gabriel Dumón criticó la postura del justicialismo y dijo que "los mismos que en más de una oportunidad han obstruido el tratamiento de temas vitales para la gente, no pueden acusar a la Alianza de impedirles trabajar. No pueden hacerlo porque es mentira".

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password