La interna peronista condiciona el reparto de cargos

Condicionados por la interna del partido, los senadores electos del peronismo y varios gobernadores protagonizaron en la víspera un nuevo capítulo de la discusión por los espacios de poder en ambas cámaras del Congreso, donde dan por descontado que se quedarán con la presidencia de la Cámara alta.

La decisión de avanzar sobre el cargo del presidente del Senado -primero en la línea sucesoria presidencial-, que hoy ocupa el radical Mario Losada, es el único acuerdo al que parecen haber llegado los diferentes sectores del PJ. Ese cargo y la titularidad de la presidencia de la Cámara de Diputados para el duhaldista Eduardo Camaño no estuvieron en discusión en las reuniones que ayer mantuvieron los senadores electos del peronismo con los gobernadores de Salta, Juan Carlos Romero; de Santa Cruz, Néstor Kirchner; y de San Luis, Adolfo Rodríguez Saá.

Sin embargo, el misionero Ramón Puerta, quien hasta ahora aparecía como firme candidato a quedarse con la presidencia de la Cámara, vio tambalear sus posibilidades por la tarde cuando el grupo de senadores de las provincias de Córdoba, Santa Fe y de las no gobernadas por el PJ reclamaron ese lugar para ellos. Tres representantes de este último sector se acercaron hasta la Casa de San Luis, donde estaban reunidos los gobernadores de las denominadas "provincias chicas" y la bonaerense Mabel Muller, para comunicarles que pretendían quedarse con la presidencia y vice de la Cámara, con los dos cargos más importantes del bloque y con las principales comisiones.

En este esquema, los senadores propusieron al cordobés Juan Carlos Maqueda para la presidencia de la Cámara, al santafesino Oscar Lamberto para la vice, al sanjuanino José Luis Gioja para que continúe al frente del bloque y al formoseño José Mayans para secundarlo. Además, insistieron por las presidencias de las principales comisiones: Asuntos Constitucionales para el riojano Jorge Yoma; Presupuesto y Hacienda para el pampeano Carlos Verna; y Acuerdos para el entrerriano Jorge Busti.

En el otro sector esta iniciativa no fue bien recibida, a punto tal que en un momento de la discusión se generó un elevado tono de voz por parte de quienes participaban de la misma. Entre los que cuestionan esta última postura se encuentra Eduardo Duhalde, quien pese a no participar de las reuniones, manifestó que varios de los candidatos propuestos por ese sector "son parte del viejo Senado".

El ex gobernador bonaerense apuntó fundamentalmente a José Luis Gioja para que continúe al frente de la bancada del PJ, según sus voceros, porque es parte del actual Senado y porque representa a una provincia que no es gobernada por el peronismo. El poder de veto de Duhalde se ve condicionado desde el momento en que logró posicionar al quilmeño Eduardo Camaño para la presidencia de la Cámara baja, un objetivo para el que contó con el visto bueno de los sectores a los que ahora cuestiona.

La bancada del PJ se reunirá hoy a las 11 y en ese encuentro procurará avanzar en los acuerdos internos para definir las autoridades del bloque y la distribución de las comisiones entre los diferentes sectores internos. La idea de las autoridades es tener acuerdos por todos los espacios de poder que procurarán retener el justicialismo y por ese motivo podría demorar unos días la votación interna de los candidatos en la cámara, el bloque y las comisiones.

Además de la postulación de Camaño y Roggero, también había acuerdo en que integrarán la conducción del bloque como vicepresidentes los diputados Manuel Baladrón, en representación del menemismo, Jorge Obeid por los denominados independientes, y José Díaz Bancalari por el duhaldista. También mantendrá su puesto de secretaria parlamentaria Graciela Camaño.

A todo esto, el bloque de senadores electos de la UCR expresó su "firme decisión" de sostener a un representante del radicalismo para ocupar la presidencia previsional del la Cámara alta, y advirtió que la pretensión del peronismo de quedarse con el cargo implica "un golpe a las instituciones democráticas". El pronunciamiento de los 24 legisladores que integrarán la bancada radical a partir del 10 de diciembre se conoció en forma paralela a las negociaciones que vienen llevando a cabo dos sectores del justicialismo para repartirse los espacios de poder del Senado, entre ellos la presidencia provisional que actualmente ocupa el misionero Mario Losada.

La posición de la UCR fue dada a conocer al término de una reunión en la que participaron el fueguino Mario Colazo, la chaqueña Miriam Curletti, la rionegrina Amanda Isidori, el chubutense Carlos Maestro, el cordobés Rubén Martí, el jujeño Gerardo Morales, el santacruceño Carlos Prades y el puntano Jorge Agundez.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password