La reforma a la ley de Quiebras ingresaría hoy a Diputados

El presidente de la Cámara de Diputados, Eduardo Camaño, estimó que el Gobierno enviaría mañana el proyecto de reformas a la ley de quiebras, que restituirá el sistema del "cram down" y reducirá los plazos para que el deudor realice una oferta para refinanciar su pasivo.

El diputado Camaño dijo que "en las 24 horas venideras" el Gobierno enviará al Parlamento el proyecto de ley de quiebras. El texto definitivo del proyecto aún no fue acordado y hoy continuarán las reuniones en el Palacio de Hacienda de la comisión mixta que integran funcionarios del Ministerio de Economía, diputados y senadores del justicialismo y del radicalismo.

Los legisladores comparten la idea de restituir con limitaciones el mecanismo del "cram down", por el cual un acreedor o un tercero pueda realizar una oferta para quedarse empresa, pero quieren que si el deudor realiza una oferta similar retome el control de la misma.

Uno de los puntos que aún está en discusión será si se tratará de un mecanismo acotado de "cram down" como piden los legisladores o si se restituirá como figuraba en la legislación anterior, según informaron fuentes parlamentarios. Y también aceptan reducir el plazo de exclusividad del deudor de 180 a 90 días para realizar una oferta que le permita renegociar su pasivo.

Un tema clave de la discusión es cuándo comenzará a tener vigencia, si en septiembre como pidió el Fondo Monetario Internacional o el año que viene como quieren los legisladores, porque en este punto comienza a tallar si se achicará el plazo de suspensión de ejecuciones de hipotecas que tiene vigencia por casi un año. En el bloque justicialista se afirma que si hoy llega el proyecto, el mismo tendrá una amplia discusión en la bancada, si se mantiene la idea de comenzar de reducir los tiempos para suspender las ejecuciones hipotecarias, agregó una fuente de la conducción del bloque.

Mientras tanto, una misión parlamentaria argentina mantuvo ayer en Washington reuniones con funcionarios estadounidenses, para informarlos sobre las dificultades del Congreso argentino para sancionar las normas que reclaman los organismos internacionales de créditos, a cambio de ayuda financiera, según dijeron voceros de la cámara alta.

La delegación parlamentaria viajó a la capital norteamericana encabezada por el presidente del Senado, Carlos Maqueda y está integrada además por el senador radical Raúl Baglini y por el justicialista José Alperovich, así como por el diputado radical Horacio Pernasetti y el justicialista Miguel Angel Toma. Los legisladores tienen como principal objetivo plantear en Estados Unidos los inconvenientes legislativos frente a las demandas del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Además de reducir el déficit en las provincias en un 60 por ciento, dejar flotar el peso frente al dólar y restituir la confianza al sistema bancario, el Fondo exige modificar las leyes de subversión económica y de quiebras para conceder la ayuda financiera que solicita el gobierno de Eduardo Duhalde.

Legisladores de distintos partidos explicaron la semana pasada en la Capital Federal al jefe de la misión del FMI, Anoop Singh, la buena voluntad de los parlamentarios de la coalición de gobierno para llegar a un acuerdo.

Pusieron de manifiesto por ejemplo ante el funcionario indio la convalidación parlamentaria del pacto fiscal suscripto entre la Nación y las Provincias, con el objeto de reducir los déficits provinciales en un 60 por ciento.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password