Destrozos en la Legislatura sanjuanina

Trabajadores estatales, de la educación y la sanidad de San Juan mantienen tomada la Casa de Gobierno y la Legislatura provincial en reclamo del pago de salarios adeudados desde enero y, a pesar que el gobernador Alfredo Avelín consiguió en Buenos Aires 12 millones de bonos Lecop, los empleados ratificaron su decisión de mantener el paro hasta que se salde la deuda.

La protesta comenzó con la toma de la Casa de Gobierno provincial por parte de empleados estatales, que impidieron el ingreso de los funcionarios, mientras que trabajadores de la salud y de la educación ocuparon la Legislatura provincial, luego de apedrear el frente del edificio y provocar la rotura de vidrios en puertas y ventanales.

Debido a la crisis que se desató en la provincia, el gobernador Avelín se trasladó a Buenos Aires y mantuvo reuniones con el ministro del Interior, Rodolfo Gabrielli, y el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, para destrabar el envío de fondos a la provincia.

La columna de estatales, que se había concentrado a algunas cuadras de allí, sobrepasó a los efectivos policiales y a su paso produjo algunos destrozos en el hall de entrada de la Legislatura. Luego los manifestantes rodearon el edificio para exigir a los diputados que reanudaran la sesión que había comenzado ayer y aprobaran dos proyectos de ley -acordados con los gremialistas- que alterarían las prioridades en el pago de salarios de la administración pública sanjuanina.

Según la Constitución local, primero cobran los integrantes de los poderes Ejecutivo, Legislativo y Judicial, y luego los demás trabajadores estatales. Este esquema permitió que los integrantes de estos tres poderes hayan cobrado los sueldos de abril, mientras que docentes, enfermeros y administrativos todavía no percibieron los haberes correspondientes a enero pasado.

En ese sentido, la titular de UDAP (Docentes provinciales), Ana María López de Herrera, repudió los "privilegios" de los legisladores y los empleados de ese cuerpo. "Sigo viendo que hay quienes padecen la crisis y hay quienes viven de la crisis. Que la poca plata que hay se reparta entre todos", reclamó la gremialista López durante la toma de la Legislatura.

En el hall de ese edificio, los manifestantes destruyeron todo cuanto estaba a su alcance: rompieron los cuadros de la galería de vice gobernadores de la provincia e intentaron quemar varios cortinados de las ventanas, lo que fue impedido por efectivos policiales.

Ya en el interior, empleados de la sanidad -nucleados en ATSA- ingresaron al recinto de la Cámara de Diputados, ocuparon por algunos minutos las bancas de los legisladores, y luego se sentaron en el piso para evitar ser desalojados por la policía.

"Queremos que nos paguen los sueldos y que los funcionarios den la cara", decían los manifestantes, mientras que en los pisos superiores del edificio, varios diputados mantenían reuniones para debatir los pasos a seguir. Algunos legisladores del partido Desarrollo y Justicia buscaron dialogar desde el entrepiso del edificio con los manifestantes pero la respuesta fue una ensordecedora carga de abucheos e insultos contra los legisladores, que debieron retirarse del lugar.

Los manifestantes corrieron detrás de una combi que transportaba a los legisladores sanjuaninos, que tuvieron que abandonar el lugar por una puerta lateral.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password