El PJ intenta convencer a la UCR para debatir el juicio a la Corte

El justicialismo buscará convencer al radicalismo para que preste el quórum que permita debatir el jueves en Diputados el juicio político a la Corte Suprema, aunque no será fácil revertir la negativa que tiene la UCR donde conviven posturas encontradas sobre el destino que deben tener los dictámenes acusatorios.

La conducción de la bancada justicialista tiene los 80 votos para garantizar el rechazo a la acusación contra los nueve ministros de la Corte Suprema de Justicia, pero no puede reunir los 129 diputados para el quórum por la resistencia de la oposición a colaborar para habilitar el debate.

Por el momento, la sesión del jueves parecería condenada al naufragio, dado que el sector mayoritario de la bancada justicialista que impulsa el debate -unos 90 diputados- no consigue por sí mismo reunir el quórum, pero servirá para preparar el terreno para que se dé el debate en las próximas semanas.

Las conversaciones entre las autoridades del justicialismo y del radicalismo se producirán a nivel parlamentario y político, y no estarán exentas de esas evaluaciones el impacto que está teniendo mantener abierto el juicio contra el tribunal.

El radicalismo, por ahora, se mantuvo férreo en su postura de no facilitar el debate, pero por estos días habría comenzado a abrir paso internamente a una corriente en favor de poner punto final al pendiente tema del juicio político a la Corte. De todas maneras, el bloque de diputados de la UCR no definirá en soledad un eventual cambio de postura respecto del juicio político a los miembros del Máximo Tribunal sino que una decisión en ese sentido deberá partir "del conjunto del partido", según informaron fuentes legislativas.

En este contexto, será crucial la reunión que mantengan mañana las autoridades del Comite Nacional -encabezadas por Angel Rozas- y los diputados del radicalismo para definir la posición que asumirá esa fuerza política en la sesión del próximo jueves.

De hecho, distintas fuentes del bloque radical coincidieron en señalar que "existe una porción minoritaria de la bancada" que cree que el juicio político tendría que ser abordado en el recinto una vez que cambie la composición del cuerpo, mientras que una posición "mayoritaria" se estaría inclinando por su debate.

Para el secretario Legislativo del bloque, Ricardo Vázquez, "en algún momento el Parlamento tiene que resolver esta cuestión, pero debe haber un acuerdo entre las fuerzas políticas para establecer las reglas de juego en las cuales se producirá el tratamiento del juicio a la Corte, sin estar ligado a la estrategia del justicialismo ni del ARI". La mirada del oficialismo se encuentra en buena medida ubicada en este tema sobre la UCR dado que, de no producirse un viraje en su postura, el dictamen acusatorio contra los ministros de la Corte permanecería en punto muerto ante la imposibilidad de ningún sector por inclinarlo hacia algún lado.

Esto se debe a que quienes quieren rechazar explícitamente en el recinto el juicio político no lograr reunir el quórum para iniciar su debate, y a que quienes quieren aprobarlo no consiguen los dos tercios de los votos que se necesitan para que prospere la acusación ante el Senado.

Del lado de los que se inclinan porque prospere el juicio político a la Corte se cuentan hasta el momento el radicalismo, un sector del PJ -integrantes del llamado grupo Talcahuano encabezados por el santacruceño Sergio Acevedo-, el interbloque del ARI, el FrePaSo,el Frente para el Cambio, Izquierda Unida, y Autodeterminación y Libertad. Pero a diferencia de lo que ocurre en la UCR -donde las opiniones se dividen entre quienes creen que el dictamen acusatorio no puede quedar sin tratamiento indefinidamente y los que no quieren que fracase la acusación-, el resto de los sectores mantiene una monolítica postura de no bajar al recinto.

En tanto, dentro del bloque del PJ, el menemismo fue el único sector que mantuvo desde el inicio del proceso de juicio político una postura contraria al enjuiciamiento de los miembros del Máximo Tribunal, a punto tal de que sus diputados suscribieron distintos dictámenes de minoría en defensa de los ministros.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password