Baglini denunció irregularidades

El senador radical Raúl Baglini denunció la existencia de "irregularidades" en la elaboración del dictamen que rechazó su pedido de excusación para participar en el juicio político contra el juez de la Corte Suprema de Justicia, Eduardo Moliné O'Connor.

El rechazo al pedido de Baglini fue el principal motivo por el cual la UCR no bajó ayer al recinto, e hizo fracasar la sesión para dar inicio en el Senado al pedido de juicio político contra el juez la Corte Suprema. El dictamen que denuncia Baglini fue elaborado en la Comisión de Asuntos Constitucionales, que preside Cristina Fernández de Kirchner (PJ-Santa Cruz), y que rechazó su pedido de excusación para participar del juicio político.

Baglini se quejó por el tratamiento que la Comisión de Asuntos Constitucionales, presidida por la senadora santacruceña, le dio el martes a su pedido de excusación para actuar como juez en el juicio político a Moline O'Connor.

El acelerado rechazó de su pedido por parte de la mayoría justicialista de la comisión, motivó que un día después los senadores radicales se negaran a asistir al recinto de sesiones para comenzar con la sustanciación del juicio en la Cámara alta.

No cayó bien entre los radicales que la senadora Kirchner, en su carácter de presidenta de la comisión, haya desoído el pedido del puntano Jorge Agúndez para que se analizara más detalladamente (por un tiempo de 48 horas) el pedido de excusación de Baglini, fundamentado en que mantiene causas pendientes de resolución por parte de la Corte Suprema de Justicia. En esa reunión de comisión, Kirchner puso a votación los dos temas incluidos en el temario: la excusación presentada por Baglini y la recusación que sobre ella realizó la defensa de Moliné O'Connor.

Baglini se quejó porque en esa reunión la senadora Kirchner no leyó una nota en la que él pedía no participar de la misma por ser parte involucrada; y en cambio sí difundió una en la que el peronista riojano Jorge Yoma se excusaba de asistir por cuestiones de salud. El senador mendocino objetó, en primer término, que el rechazo a su excusación se realizó sin mayor debate y que no se le permitió que acercará a la comisión detalles sobre las causas que mantiene con la Corte Suprema de Justicia.

También indicó que el dictamen de mayoría por el que se aprobaron los dos temas cuenta con la firma de la senadora frepasista porteña Vilma Ibarra y de siete senadores del PJ, entre ellos el mencionado Yoma.

"¿Cómo puede Yoma firmar un dictamen que dice 'dado en la Sala de Reuniones' si no estuvo en el Congreso durante todo el día?", señaló Baglini al tiempo que mostraba la planilla de asistencia en la que constaba la ausencia del riojano. A esto, Yoma respondió que lo hizo desde su casa, donde le acercaron el dictamen, y aclaró que "el reglamento no es preciso sobre este punto". El texto reglamentario no aclara donde se deben firmar los dictámenes, aunque hace un año, al modificarlo, los senadores manifestaron que el espíritu era darle transparencia al procedimiento.

El detalle de la firma de Yoma no es menor, teniendo en cuenta que con su firma se consiguió la mayoría necesaria para impulsar el dictamen y la consecuente posibilidad de introducirlo en la sesión del día siguiente. Es que de los 15 integrantes de la comisión, siete no acompañaron al peronismo en su postura: cuatro radicales, un representante de Recrear y dos justicialistas enrolados en el menemismo.

Tras la demostración de fuerza hecha por el radicalismo el miércoles a la mañana; Baglini solicitó que el martes próximo se reúna nuevamente la comisión de Asuntos Constitucionales para analizar "debidamente" los dos temas.

Horas después, Cristina de Kirchner le respondió al bloque radical que los temas planteados fueron "debidamente" tratados en la comisión y aprobados por "amplia mayoría", por lo que consideró "no procedente llevar a cabo una nueva reunión".

"De acceder a su pedido estaríamos ante la situación inédita de convocar a una reunión por algo ya debatido y resuelto. Convalidar una situación de esta naturaleza equivaldría a volver a tratar en sesión una ley ya sancionada, configurándose de esta manera una manifiesta irregularidad en flagrante contradicción con los preceptos reglamentarios vigentes e implicando poner, infundadamente, un manto de sospecha respecto de lo resuelto por los miembros de este cuerpo", explicó la senadora.

Por otra parte le apuntó al senador radical que "no escapará a vuestro elevado criterio que acceder a su solicitud implicaría sentar un precedente gravísimo, colocando al procedimiento en condiciones objetivas de permitir y facilitar planteos de nulidad".

Esta última hipótesis es sostenida, en ámbitos informales, por varios senadores del PJ que ven en el reclamo radical un motivo que excede lo meramente reglamentario.

En este sentido hay quienes consideran la existencia de un pacto entre menemistas y radicales por mantener a algunos miembros de la Corte y quienes creen que lo que pretenden es "darle una señal al gobierno" contra su impronta en esta y otras sanciones legislativas, como la derogación de las leyes del perdón o la renegociación de tarifas.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password