De Santibañes negó que la SIDE hubiera pagado

El ex jefe de la SIDE Fernando de Santibañes negó que haya pagado coimas a senadores para aprobar la ley de Reforma Laboral y afirmó que "la plata no salió ni pudo salir" de la central de inteligencia, según informaron fuentes judiciales.

"Pontaquarto es un mentiroso, un calumniador", acusó el ex colaborador de Fernando De la Rúa, quien además explicó que conoció al ex secretario parlamentario después de abandonar su cargo en la central de inteligencia, en las oficinas que posee en la calle Maipú de esta capital.

De Santibañes permaneció cinco horas ante el juez federal Rodolfo Canicoba Corral, de las cuales utilizó dos para cotejar toda la prueba en su contra y el resto para responder las preguntas de los investigadores. El ex funcionario arribó a los tribunales federales de Retiro a las 8:45 -una hora antes de lo previsto para la indagatoria- en un auto blanco con vidrios polarizados, acompañado por sus defensores Gabriel Pressa y Hugo Juvenal Pinto.

Durante su indagatoria, De Santibañes descalificó a Mario Pontaquarto por "mendaz y mentiroso", y negó haberse reunido con él en la SIDE el 18 de abril de 2000, el mismo día que el ex secretario Parlamentario dijo haber retirado cinco millones de pesos del organismo para pagar las coimas.

Si bien Pontaquarto precisó que el dinero lo retiró a la noche y que se lo entregó la secretaria de De Santibañes, Gladys Mota, ese mismo día por la tarde concurrió al organismo y -según dijo- se encontró con De Santibañes para coordinar la entrega del dinero, que se haría por la noche.

Santibañes alegó que nunca se reunió con Pontaquarto en la SIDE y precisó que se encontraron en dos oportunidades durante el 2000 en su oficina de la calle Maipú de la Capital Federal, cuando ya no se desempeñaba como secretario de Inteligencia.

En el primer encuentro, Santibañes dijo que charlaron sobre "el problema" del escándalo de las coimas y en la segunda reunión -luego de que el ex funcionario regresara de los Estados Unidos– especificó que Pontaquarto "le pidió plata para un emprendimiento comercial" consistente en la publicación de un libro en el que se hablaría en contra del ex vicepresidente Carlos "Chacho" Alvarez.

"Santibañes se negó terminante a financiar ese libro descalificatorio y luego de un segundo encuentro prefirió no recibirlo más", indicaron fuentes allegadas a la defensa, quienes indicaron que luego de sus "denuncias periodísticas" el arrepentido quiso comunicarse con Santibañes.

El ex secretario de Inteligencia sorprendió a los investigadores cuando presentó un exhaustivo análisis sobre el peso que pudieron haber representado los cinco millones de pesos distribuidos en "una valija, una maletín y una caja", y alegó que los no pudieron ser transportados por una sola persona.

Es que el ex funcionario dijo que mandó a pesar cinco millones de pesos y determinó que esa suma no pudo haber sido transportada por una sola persona.

Fuentes allegadas a la investigación indicaron que Santibañes se despachó con un estudio sobre el peso del dinero y alegó que los cinco millones de pesos pesan alrededor de 70 kilos. El ex funcionario, ducho en el tema por su condición de banquero en el pasado, hasta se explayó en una pormenorizada explicación sobre la diferencia que existe en el peso de los billetes nuevos y aquellos que están "sucios" por el manoseo.

También explicó que el peso del dinero -que ordenó realizar a "su banco" de cabecera- fue teniendo en cuenta las fajas en las que estaban envueltos los cinco millones de pesos que según Pontaquarto se pagaron a los senadores.

Según explicó Santibañes, ese peso no podía ser transportado por una sola persona y de esta manera pretendió descalificar la versión del 'arrepentido', quien dijo haber sido la persona encargada de trasladar la suma a manos de los senadores.

En buena parte de la indagatoria el ex funcionario se apoyó en su escrito para responder las preguntas de los fiscales Eduardo Freiler y Federico Delgado, y el titular de la Fiscalía de Investigaciones Administrativas, Manuel Garrido.

Ese documento, de una veintena de carillas, está estructurado "en una pericia contable" en la que se detallaron las entradas y salidas financieras de la SIDE, "como sueldos e insumos", aunque no se determinó los rubros de gastos reales en los que se invirtió el dinero.

Los investigadores destacaron que el descargo de De Santibañes "es irrelevante" y "no aporta mucho" para la causa porque apunta a justificar los gastos "en blanco" de la SIDE, pero nada aclara sobre "la contabilidad paralela", sobre la que no existen registros y de donde -se sospecha- pudo salir la coima.

"Santibañes se apoya en lo más sólido que tiene, que es la contabilidad blanca de la SIDE", evaluaron las fuentes, que destacaron que el ex funcionario pidió un nueva pericia sobre los gastos de la SIDE.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password