Solá postergó el veto del Presupuesto

El gobernador bonaerense, Felipe Solá, analizará este fin de semana si veta "total o parcialmente" el presupuesto modificado por el bloque duhaldista en la Legislatura, mientras que legisladores y funcionarios de ambos sectores del PJ renovaron el cruce de acusaciones y denuncias.

El ministro de Gobierno provincial, Florencio Randazzo, admitió que el gobierno provincial está "analizando el presupuesto" y puntualizó que el Ejecutivo bonaerense tiene plazo "hasta el lunes a las 15 para tomar la decisión de vetar parcial o totalmente" la norma.

Randazzo sumó argumentos a la posibilidad de que se vete el presupuesto al sostener que, si mantiene la norma tal como la sancionó la Legislatura, implicaría consultar al cuerpo unas "700 veces en el año y así no se puede gobernar".

El sector que responde al gobernador Solá viene cuestionando en duros términos las modificaciones al presupuesto que recortan el manejo de gastos del Ejecutivo introducidas por el bloque duhaldista en la Legislatura provincial.

En diálogo con radio Provincia, el ministro de Gobierno provincial señaló hoy: "cometimos dos pecados: haberle creído a Duhalde que se retiraba de la política y haber dicho que Cristina Kirchner era mejor candidata que `Chiche` Duhalde".

El duhaldismo recortó las atribuciones del gobernador para manejar las partidas sin asignación específica estimadas en 2 mil millones de pesos para el 2005, mientras que la línea "felipista" cargó contra los duhaldistas por haber incrementado el presupuesto para la Legislatura en 33 millones de pesos.

Para Randazzo el incremento para la Legislatura es "inoportuno, inadecuado y no responde a la realidad y al sentir de la población".

En tanto, el jefe del bloque de diputados del PJ, el duhaldista Juan Garivoto, afirmó hoy tener "pruebas" que demostrarían que "ministros del Gabinete" del gobernador presionaron a intendentes para que su sumen a su línea política.

"Si hay una persona que ejerce una jefatura municipal y le dicen que si adscribe a una línea u otra tiene una obra que es buena para su comunidad, esa persona se siente presionada", detalló Garivoto.

Según el diputado duhaldista, esta "maniobra" fue aplicada por "varios ministros del gabinete de Solá" y existen "pruebas", aunque no aportó situaciones concretas.

Garivoto y el presidente de la Cámara, Osvaldo Mércuri, habían acusado ya ayer a la gestión provincial de "presionar" a los jefes comunales, pero el gobierno de Solá respondió a través de Randazzo que la actual administración "desterró el clientelismo político y fomentó la autonomía y la descentralización municipal".

Mércuri y Garivoto apuntaron que la denuncia del felipismo acerca de que los 33 millones de aumento a la Legislatura servirían para una "caja negra" de la política duhaldista tendrá que demostrarse "en los estrados judiciales porque este tipo de cosas hay que probarlas".

Más allá de la intensa disputa política, el gobernador Solá tendrá que definir antes del lunes con su gabinete, la conveniencia de aceptar o vetar el presupuesto.

Si acepta las condiciones del duhaldismo y promulga el Presupuesto 2005, el gobernador resignará la facultad de modificar partidas sin afectación específica en forma extraordinaria y deberá recurrir a la Legislatura cada vez que lo necesite, lo que acotaría su margen de maniobra.

En cambio, si Solá veta la totalidad del presupuesto, podrá actuar con el cálculo de gastos y recursos de 2004 que, aunque con cuatro mil millones de pesos menos, le permitiría al Poder Ejecutivo conservar sus facultades extraordinarias para disponer recursos.

En el caso de optar por vetos parciales, el proyecto volvería a la Legislatura y se rediscutirían los artículos cuestionados por el Ejecutivo.

El conflicto sumó también la voz del dirigente piquetero y diputado provincial Luis D'Elía, quien se quejó por presiones del duhaldismo para votar la Ley de leyes y acusó a la bancada mayoritaria de haber tenido una "actitud de cierto autoritarismo".

Desde el otro sector, el diputado nacional duhaldista Daniel Basile, agitó el fantasma de la "gobernabilidad" al sostener que "la inoportunidad del gobernador para sus aspiraciones de ser conductor político de la provincia de Buenos Aires podría llegar a conmover la gobernabilidad de la provincia". .-

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password