Testigos apuntan contra Patti por violaciones a los derechos humanos

Ethel y Gladis Cambiasso, hermanas del militante peronista Eduardo Cambiasso, quien fue torturado y asesinado poco antes de que finalizara la última dictadura, relataron hoy ante la Comisión de Peticiones, Poderes y Garantias de la Camara baja el secuestro de su hermano y responsabilizaron al diputado electo Luis Patti por lo sucedido.

La declaración de las mujeres fue solicitada por los diputados que presentaron la impugnación para que Patti asuma como diputado porque señalaron que el ex comisario es responsable de delitos de lesa humanidad y del encubrimiento de dos represores buscados por la Justicia.

Cambiasso fue secuestrado junto a Enrique Pereyra Rossi a mediados de mayo de 1983 en un bar céntrico de Rosario y su cuerpo apareció cuatro días después en el interior de la provincia de Buenos Aires con signos de haber sido torturado.

Gladis y Ethel relataron, cada una a su turno, que el cuerpo apareció mientras se realizaba una "multitudinaria movilización en Rosario para pedir su aparición con vida".

"Nunca pudimos encontrar testigos que quisieran relatar lo que vieron, pese a que el bar de donde se los llevaron estaba repleto. Hubo y hay mucho terror, nadie quiere hablar", señaló Gladis.

Al completar el cuadro de lo sucedido años atrás, Ethel relató que según la autopsia, el cuerpo de su hermano "tenía signos de tortura pre-morten, escoriaciones y signos de haber sido arrastrado, mientras que Pereyra Rossi fue picaneado".

"En la prensa se dijo que Patti había participado de un supuesto enfrentamiento con mi hermano y Pereyra Rossi, incluso Patti dijo que fue un enfrentamiento, pero los signos de tortura demuestran que eso fue falso, que el rumbo de la causa se torció porque hubo muchas presiones", dijo Ethel.

Además, la mujer agregó que durante la reconstrucción del supuesto enfrentamiento se utilizó el auto en el que viajaba su hermano, "que estaba lleno de perforaciones de bala y bañado en sangre en su interior, pero quien actuó como Eduardo (Cambiasso) lo hizo parado fuera del auto".

También declaró Orlando Ubiedo, quien fue secretario general de Sindicato de Trabajadores Rurales en Escobar en los primeros años de la década del ï70, y relató la discusión que mantuvo el militante peronista Gastón Goncalvez con Patti en 1976 y que finalizó "cuando el policía le dijo ïya van a tener noticias nuestrasï".

La causa por el secuestro de Goncalvez y otros militantes políticos se encuentra siendo investigada por el fiscal Juan Murray y en ella Patti está acusado de secuestros, torturas y asesinatos.

Durante la reunión de la Comisión, estuvo presente uno de los hijos de Goncalvez, Claudio, que había sido apropiado luego del secuestro de su madre y conoció su identidad hace unos años.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password