Aprobaron reducir el IVA aplicado a la harina

El Senado aprobó y convirtió en ley el proyecto oficial que equipara el IVA en la cadena de producción del pan para combatir las diferencias impositivas que tienden a favorecer la evasión fiscal, quedando fijado un arancel único del 10,5 por ciento en todas las etapas de comercialización.

La Cámara alta aprobó la iniciativa por 36 votos, contra 7 de la oposición, en un trámite que duró escasos minutos pues la bancada justicialista se negó a introducir cambios en el texto aprobado la semana pasada en Diputados. El senador informante de la mayoría fue el chaqueño Jorge Capitanich, quien reiteró los argumentos volcados en la Cámara baja respecto de que esta norma contribuirá a reducir la evasión fiscal, sin que se produzca un aumento del precio del pan al público.

El proyecto fue defendido por el oficialismo con dos argumentos principales: que la nueva norma "no repercutirá" sobre el precio del pan -según el compromiso asumido por varias cámaras de panaderos- y que contribuye a "reducir" la evasión fiscal en el sector estimada en 200 millones de pesos anuales.

"Desde 2002 se introdujeron reformas entre las que se destacan la reducción del IVA a la mitad para bienes agropecuarios como el trigo, pero la harina de ese cereal quedó en 21 por ciento y el pan continuó exento", recordó Capitanich.

El senador chaqueño sostuvo que en el país hay alrededor de veinte mil panaderías, la mayoría de ellos monotributistas, que con la reducción en el precio de las harinas no tienen problemas porque "reciben un beneficio".

Además, "quien está inscripto en el IVA no tiene incidencia desde el punto de vista de la gravabilidad de ese impuesto en 10,5 para el pan porque esto no afecta el nivel de precios", aseguró Capitanich.

"Esta coherencia para esta cadena no implica el incremento del precio en el bien final que es el pan, porque se logró un consenso en este sentido de mantener el valor de ese bien hasta marzo de 2007", recordó el senador.

Asimismo, citó que con la aprobación de esta ley se "reducirá el índice de evasión fiscal estimado en 200 millones de pesos entre los molinos que están en negro y utilizan una red clandestina para procesar las harinas".

El radicalismo dejó planteada su disidencia y presentó un proyecto de ley alternativo que fue rechazado por el oficialismo.

Gerardo Morales argumentó que el bloque radical compartía la "filosofía que trajo el Poder Ejecutivo con este proyecto de homologar el tratamiento impositivo para algunos bienes que son imprescindibles".

"La intención de bajar el IVA de las harinas del 21 al 10,5 es totalmente compartida. Lo que no compartimos, y creemos que va a ser mucho mejor en términos de algún impacto en los precios, es el gravamen del pan en un 10,5 por ciento", argumentó Morales.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password