Peligro de concentración en los granos

Pedido de informes del diputado Kroneberger, ante la gran distorsión en el mercado interno.

El diputado nacional radical pampeano presentó un proyecto por el cual solicita al Poder Ejecutivo Nacional que a través de los organismos que correspondan informe una serie de datos sobre el tema granos.

En principio, Daniel Kroneberger pidió saber cuál es el índice porcentual de influencia en el precio por kilo vivo de carne bovina del precio del maíz, como así también el total de establecimientos inscriptos hasta el momento en el Registro de Establecimientos de Engorde a corral de la especie bovina creado por la resolución 1378/07 de la Oficina Nacional de Control Comercial Agropecuario.

Entre otros temas, demandó conocer el número o porcentaje de personas jurídicas inscriptas en el registro mencionado, como así también la cantidad de personas físicas inscriptas en tal registro y el tamaño de los establecimientos inscriptos en el registro según la siguiente categorización: menos de 500 animales; de 500 a 1000; de 1000 a 5000; más de 5000 animales.

“El peligro en la concentración de los granos está generando una gran distorsión en el mercado –advirtió-. En el trigo, los productores han dejado de recibir cerca de 400 millones de dólares como consecuencia de la intervención en el mercado. Si en las próximas semanas no se abren las exportaciones de maíz, con este cultivo va a pasar exactamente lo mismo”.

En tal sentido, el legislador radical señaló que “no sabemos si el Gobierno toma este tipo de medidas por desconocimiento o por ignorancia en el tema. La gravedad es que no hay una estrategia a seguir, y genera una improvisación u un desmanejo”.

Kroneberger recordó que a través de una resolución de este año, el Ministerio de Economía y Producción creó un mecanismo destinado a otorgar compensaciones al mercado interno a través de los industriales y operadores que vendan en el mercado interno productos derivados del trigo, maíz y girasol, en el cual “se fundamenta tal medida sosteniendo que, por un lado, los mercados internacionales de granos y oleaginosas se encuentran atravesando una circunstancia excepcional provocada por aumentos en el consumo y mermas en la producción, y que, por otra parte, es indispensable preservar el poder adquisitivo de la población, en particular de los sectores de menores ingresos”.

“De tal forma, como corrector de este desequilibrio se constituyó el mecanismo de compensación ya mencionado. El mismo tiene dos grandes objetivos: Resguardar el poder adquisitivo del consumidor; Otorgar al productor una retribución razonable respecto a los valores de exportación. Es en el segundo objetivo de la resolución donde se basa el presente proyecto de resolución”, sostuvo Daniel Kronebeger.

El legislador agregó que “por medio de la resolución 40/2007 del Ministerio de Economía y Producción se facultó a la Oficina Nacional de Control Comercial Agropecuario, organismo descentralizado en la órbita de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos, a establecer los mecanismos de eficiencia en el uso de los granos destinados a la alimentación de las distintas especies animales y a definir las clasificaciones de las mismas cuya producción será objeto de subsidio atendiendo a las particularidades de las distintas cadenas productivas involucradas. Así por medio de la resolución 1378/2007 éste organismo creó el Registro de Establecimientos de Engorde a corral de la especie bovina”.

“Conforme a lo expuesto y centrándonos en el objetivo de la medida tendiente a otorgar al productor una retribución razonable es que formulamos los interrogantes que dan cuerpo al presente proyecto. Así es importante conocer cual es la influencia del maíz por kilo vivo del animal y cual es la relación de precio entre ambos”, señaló Kroneberger.

“Por otra parte, que el mecanismo resguarda al consumidor es indudable puesto que todos los controles oficiales están sobre el aumento de precios a fin de evitar el aumento del índice inflacionario; pero de igual forma creemos que es imprescindible cuidar al pequeño y mediano productor el cual se halla muchas veces desprotegido en un mercado donde las grandes cadenas forman precios haciendo uso de los beneficios otorgados mientras “los medianos y pequeños” quedan desplazados del aliciente, sin margen de negociación ni presión y llevando a delante una actividad cada vez menos rentable. Es esta inquietud la que motiva saber que porcentaje de los productores de carne inscriptos en el registro son grandes, medianos y/o pequeños”, concluyó Daniel Kroneberger.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password