Para Ibarra, el gobierno macrista eligió enemigos

El legislador porteño consideró improvisada la decisión de cesantear a miles de trabajadores en la ciudad de Buenos Aires.

Aníbal Ibarra advirtió sobre la posibilidad de que la decisión de no renovar contratos e intervenir la obra social de los empleados de la ciudad haya sido un intento de la administración macrista para “desviar” la discusión que se había planteado en la ciudad por el aumento del Alumbrado, Barrido y Limpieza (ABL).

En declaraciones a Radio América, Ibarra dijo que el jefe de Gobierno adoptó medidas de “carácter político” y agregó que “no sé si todo este caso no es para desviar la discusión del ABL, que venía con una fuerte indignación de la gente”.

“Decidió elegir como enemigo al personal del gobierno de la ciudad y al gremio de la ciudad”, añadió, con lo que “los elige como enemigo, genera un conflicto y busca un rédito de esto”.

Para Ibarra, “Macri necesita tener un adversario. Los gremios están desprestigiados, no se los ve bien y tener ese adversario la verdad que está bien”.

El ex jefe de Gobierno advirtió que nadie puede afirmar que los 2.300 trabajadores contratados despedidos sean ñoquis, aclarando que él se atrevería a decir que no.

Sobre la obra social, recordó al respecto que “en 2001 hicimos una comisión normalizadora donde la obra social, que debía 300 millones de pesos, tenía un déficit operativo de 4 millones mensuales, le ingresaban 11 millones mensuales y hoy le ingresan más de 30 y no tienen déficit”.

0 Comments

Leave a Comment

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password