Luego de un mes, Diputados logró sesionar pero se quedó sin quórum a las tres horas

La alegría de la oposición terminó en bronca contra el oficialismo por una estrategia parlamentaria. La realidad indica que a la hora de votar eran 88 diputados en total de 257, lo que provocó otro fracaso del Grupo A.

Las frases optimistas de diputados opositores que confiaban que esta vez la Cámara baja iba a sesionar se hicieron realidad a las 15.27 de este miércoles, ya que con 132 diputados los sectores contrarios al Gobierno consiguieron quórum y la felicidad, luego de dos fracasos consecutivos, se plasmó en un estruendoso aplauso en el recinto.

Pero horas después el sueño de la sesión se cayó a pedazos por la propia impericia política de la oposición y la picardía del oficialismo que aprovechó el momento justo en el que no había quórum y mientras ejercía la presidencia Patricia Fadel (FpV), levantó la sesión porque a la hora de votar no había los 129 diputados necesarios para votar.

Por lo tanto, la sesión se cayó a las 18.40, luego de tres horas de sesión, y el Grupo A cosechó un nuevo fracaso y van seis. En términos futboleros, “el kirchnerismo lo tiene de hijo a la oposición que demuestra una vez más la inoperancia para gobernar”.

Mientras el Senado debatía el 82% móvil, la Cámara baja tenía la idea de debatir varios proyectos de ley que no son del agrado del Gobierno nacional, pero sólo quedaron en el intento.

En primer lugar, la Cámara baja fijó el temario para que se traten en las comisiones varios temas como las retenciones al agro; la derogación de la ONCCA; la reforma del INDEC; la ley del Cheque y la producción de papel para diarios, entre otros.

Luego, Diputados emitió una declaración en repudio contra las acciones militares de Gran Bretaña en las Islas Malvinas.

Según el temario definido en la reunión de Labor Parlamentaria que se realizó por la mañana, el siguiente tema a tratar era un proyecto de ley que plantea la reforma del Impuesto a las Ganancias (Orden del día Nº 1133).

Este tema fue debatido durante casi dos horas pero la estrategia del oficialismo, que había adelantado que se abstendría, fue superior a la falta de conducción parlamentaria del conglomerado opositor.

Temas sin tratar
En la lista se incluía un proyecto de ley que plantea la repartición de los Aportes del Tesoro Nacional (ATN) y un proyecto que crea una comisión investigadora sobre el accionar de la Oficina Nacional de Control Comercial Agropecuario (ONCCA).

También se trataría un pedido de informe sobre un dictamen de la Comisión Mixta Revisora de Cuentas que hace referencia a un informe de la Auditoría General de la Nación (AGN) con supuestas irregularidades en el Órgano de Control de Concesiones Viales (OCCOVI).

Otro tema polémico que dividiría a la oposición y el oficialismo es un proyecto para resguardar una escuela de la provincia de La Rioja.

Un mes sin sesión

Diputados no sesiona desde el 8 de septiembre, aunque sí se reunió el 15 de ese mes con motivo del informe del jefe de Gabinete; y en esta oportunidad la intención de la oposición era tratar varios temas que se acumularon en las cuatro semanas que no hubo sesión.

Números que son superiores a la magra cosecha de 2009, cuando en todo el año, elecciones nacionales mediante, Diputados apenas se reunió en once ocasiones en todo el año. El Senado tuvo más actividad, aunque seguramente menos que las que sumará este año: 19.

Igual, el número es bastante magro teniendo en cuenta que los años pares suelen ser más prolíficos en materia de sesiones, al no estar el Cuerpo influido por las elecciones que marcan los años impares. Como muestra, veamos las cifras de 2008, cuando el Senado se reunió en 26 ocasiones, mientras que Diputados lo hizo 22.

En 2007, año de elecciones presidenciales, el Senado se reunió 18 veces, contra 23 de Diputados.

Veamos 2006: 33 reuniones en la Cámara alta; 41 en Diputados.

2005, elecciones legislativas, tuvo una actividad de 28 reuniones en la Cámara alta, contra 21 de la Baja. En 2004, en tanto, el Senado se reunió 28 veces, siendo aventajado en esa ocasión por Diputados, que realizó 30 reuniones.

2003, año de la consagración kirchnerista, tuvo una actividad de 25 sesiones en el Senado contra 20 de la Cámara baja.

Así las cosas, considerando que quedan sólo 4 miércoles en lo que resta del período ordinario, 2010 está en condiciones matemáticas de aventajar en ambas cámaras a 2008, pero igual quedará signado seguramente como el de menor actividad en ambos cuerpos comparando con el resto de la era K.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password