Las bancadas antikirchneristas no pudieron modificar el régimen de los DNU

Los opositores fracasaron para aprobar el proyecto que modifica la normativa de los Decretos de Necesidad y Urgencia. La votación fue 36 a 29 a favor del rechazo de la iniciativa.

Los bloques opositores en el Senado fracasaron para aprobar este miércoles, en el recinto de la Cámara alta, el proyecto que modifica la normativa de los Decretos de Necesidad y Urgencia, y siguen sumando derrotas en la última sesión del año.

Al momento de la votación, el oficialismo consiguió 36 votos por el rechazo, contra 29 de los opositores.

El debate

El proyecto opositor dejaba constancia que cualquier Decreto de Necesidad y Urgencia, para mantener vigencia, iba a necesitar la aprobación de las dos Cámaras del Congreso, dentro de un plazo de 60 días. Actualmente sólo se necesita el aval de una de ellas.

Además, la iniciativa ampliaba de 16 a 24 los integrantes de la Comisión Bicameral, que es la encargada de estudiar la legalidad de los decretos, e iba a estar presidida por un legislador opositor.

El senador oficialista y titular de la Comisión de Asuntos Constitucionales de la Cámara alta, Nicolás Fernández, arrancó el debate con una definición contundente: “Un DNU es ley desde que es emitido, salvo que lo rechacen las cámaras”.

La senadora del Peronismo Federal y titular de la Comisión de Justicia y Asuntos Penales, Sonia Escudero, planteó que “una ley no puede ser ley si las dos cámaras no están de acuerdo, es inconstitucional”.

Escudero aseveró que “el Congreso tiene la obligación de controlar si están dadas las razones de necesidad y urgencia del decreto”, y puntualizó que la iniciativa opositora “es una gran mejora en cuanto a lo que hoy tenemos, que es inconstitucional”, ya que “se permite que el Ejecutivo gobierne a través de los DNU sin control”. La salteña concluyó: “Veo que la Argentina se va encaminando hacia un Estado totalitario”.

“Hablamos de la necesidad de pegarnos a la constitución”, explicó el jefe del bloque radical en la Cámara alta, Gerardo Morales, que agregó: “Hay tres cambios fundamentales. Uno es la integración de la comisión, ya que la actual obstaculiza el rol del Congreso. El segundo es el de la participación de las cámaras, mientras que el tercero es la cuestión del plazo”.

Por su parte, el líder de la bancada kirchnerista en el Senado, Miguel Ángel Pichetto, señaló que un DNU es “un instrumento fundamental para la gobernabilidad, para que al momento de gobernar se pueda ser eficaz”, y añadió: “Para dejarlo sin efecto se necesita, porque funciona como un ley, el rechazo de las dos cámaras”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password