¿De esta profundización del modelo hablaban?

Por Arturo Vera

El gobierno justicialista no deja de sorprender con sus anuncios, pues hace 3 o 4 meses hablaban de “profundizar” lo que ellos llaman el modelo y después de ganar las elecciones, su discurso fue mutando al de “sintonía fina” que en realidad es ajuste económico. Mientras la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, sugería a los gobernadores acompañar esta medida para cuidar las arcas, las principales cadenas de supermercados del país recibían otra del secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, de no importar productos, por los menos hasta después del 10 de diciembre, fecha en que reasumió el mandato presidencial y se empezó a develar que no todo estaba tan bien.

Cómo se puede entender estos cambios y mutaciones de discurso y acción en el país del derroche, del crecimiento a tasas chinas y de la ficción de obras, cuando de pronto se asume que hay que cuidar el dinero de los Argentinos. El tema es que la sociedad todavía no gastó esos dineros, no los disfrutó, pues seguimos con déficit en educación, con escuelas que faltan, con las empezadas y abandonadas en todo el país, con miles de chicos excluidos del sistema; eso si con netbooks que hacen creer a muchos distraídos que eso es integración social e igualdad. Tenemos terribles problemas en salud, con infraestructuras hospitalarias que no dan abasto y sin remedios, con áreas que no funcionan por falta de presupuesto. Ni hablar de la obra pública, se prometieron, mentiras tras mentiras, miles de viviendas anunciadas por Néstor Kirchner en el 2005 para Entre Ríos, la reactivación ferroviaria anunciada una y otra vez por la presidenta Cristina Fernández y el Gobernador Sergio Urribarri, no solo no se cumplió sino que se invirtieron miles de dólares en los anuncios: carteles inmensos, prensa, spot publicitarios todo en pos de montar la mentira.

Por otra parte, los jubilados siguen siendo la variable de ajuste, millones no llegan a cobrar un sueldo digno que cubra la canasta básica. De los 5 millones 600 mil jubilados, una cifra próxima al 80% cobra la mínima, lo que los deja fuera del sistema, obligados a sobrevivir de la ayuda de los demás o simplemente a saber que a su edad después de haber dejado años trabajando son tratados como algo descartable. Lamentablemente, en este marco, la presidenta vetó la ley que establecía el 82% móvil para todos los jubilados. Por lo que se puede afirmar que es una gran simuladora de la defensa de nuestros mayores, pues la realidad es que poco le interesa su bienestar.

Hoy con el manejo de los dineros públicos concentrados como nunca en la historia moderna en manos del ejecutivo, se le pide a los gobernadores e intendentes que hagan ‘sintonía fina’ -ajustes- antes de recurrir a la nación. En este país donde el Gobierno justicialista de los Kirchner se queda con los dineros de las provincias, es tiempo que hagamos notar a la ciudadanía que es imperioso revertir este unitarismo impuesto por los Kirchner, pues las poblaciones del interior necesitan manejar sus recursos para darse su propio desarrollo y a su vez para recordar la independencia política que han perdido nuestros intendentes y gobiernos a manos de las practicas que aplica el PJ y que vuelve a nuestros gobiernos, unos meros delegados del poder central, al que deben responder invariablemente para conseguir algún recurso, incluso para pagar los sueldos de sus empleados.

Hay que quebrar este discurso único del Gobiernos y que este objetivo hay que lograrlo rápidamente, porque también está en sus planes perpetuarse en el poder, para lo cual no tienen limites en la acción de acallar a quienes contradicen el discurso oficial.

*Arturo Vera es senador de la UCR por Entre Ríos.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password