Pucheta desmintió a Clarín sobre el proyecto para expropiar el ingenio El Tabacal

Negó que se trate de una iniciativa del Gobierno nacional y ratificó su pertenencia al espacio opositor. “Es una lucha contra el sistema económico reinante, y desde nuestro espacio político siempre pedimos y promovemos las cooperativas de trabajo”, aseguró.

Gran revuelo generó el proyecto de la diputada nacional Ramona Pucheta (Movimiento Independiente de Jubilados y Desocupados) que propone expropiar el ingenio azucarero El Tabacal y que mereció el respaldo de la kirchnerista correntina Araceli Ferreyra.

Este domingo, Clarín publicó una nota donde señala que, “como ambas (diputadas) viven a cientos de kilómetros de Orán, donde tiene sede la empresa, y admitieron no conocer el establecimiento, se teme que detrás del proyecto haya alguna mano del gobierno. En rigor, durante el conflicto sindical en Tabacal hubo un copioso apoyo de los medios cercanos al kirchnerismo a los dirigentes gremiales”.

Ante las “conjeturas” sobre su proyecto, Pucheta emitió un comunicado de prensa al que accedió parlamentario.com para aclarar el espíritu de propuesta.

La compañera de Raúl Castells precisó que el proyecto “se redactó en pleno conflicto laboral en la empresa, con 57 obreros despedidos, los cuales reclamaron durante varios días por aumento salarial y por su reincorporación, junto a otros trabajadores y organizaciones sociales”. “Incluso hubo represión sobre los manifestantes, trabajadores y sus familias, que el día 25 de agosto fueron desalojados con balas de goma y gases lacrimógenos mientras cortaban la ruta Nº 50, en cercanías al ingenio azucarero, en la ciudad salteña de Orán”, añadió.

Ratificó además que conoce Salta y realizó “varias asambleas de vecinos, cosa que puede encontrarse en los medios y redes digitales”. “Vivir en Buenos Aires, y haber asumido como diputada en el distrito Buenos Aires, no significa que uno no pueda recorrer y escuchar las problemáticas de otras provincias, sobre todo cuando tiene compañeros de militancia en esas provincias”, dijo para contradecir a Clarín, aunque sin nombrarlo.

Pucheta reconoció la dificultad para hacer avanzar el proyecto en el Congreso pero aseguró que su presentación responde a que “no podemos dejar pasar por alto cualquier agresión sobre la clase trabajadora, y si una empresa, sea cual sea, entra en conflicto por salarios o despidos nosotros vamos a pedir que los trabajadores se hagan cargo de la empresa”.

La legisladora del MIJD manifestó que “no es una lucha contra la Empresa Tabacal, es una lucha contra el sistema económico reinante, y desde nuestro espacio político siempre pedimos y promovemos las cooperativas de trabajo, como la manera más justa y equitativa de organización laboral”. Agregó en ese sentido que “la expropiación también es algo de lo que no nos avergonzamos, porque estamos cansados de que empresas extranjeras hagan ganancias con nuestros recursos naturales. Ya lo pedimos con Repsol-YPF, y lo hicimos mucho antes de que lo haga el oficialismo”,

“Y sobre que ‘detrás del proyecto haya alguna mano del Gobierno’, como salió en un medio de comunicación, con los párrafos anteriores queda claro que en este caso y en ningún otro recibimos órdenes de un Gobierno del cual siempre fuimos opositores”, concluyó Ramona Pucheta, tras aclarar que el acompañamiento de Araceli Ferreyra es por voluntad propia y va en línea con otras iniciativas que trabajaron en conjunto.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password