Luego de arduas negociaciones se aprobó la ayuda para inundados

Una semana después del trágico temporal que dejó seis muertos en la Ciudad de Buenos Aires, la Legislatura porteña sesionó, aprobando el DNU impulsado por el Ejecutivo, que concede subsidios de hasta 28 mil pesos.

La Legislatura porteña aprobó el Decreto de Necesidad y Urgencia que crea el régimen especial de subsidios para damnificados por la catástrofe meteorológica ocurrida el 2 de abril. Quienes hayan sido perjudicados por el fenómeno podrán recibir hasta 28 mil pesos como resarcimiento económico.

Cabe destacar que el DNU enviado por el Poder Ejecutivo fue modificado luego de haber sido aprobado por 50 votos positivos, 4 negativos y una abstención. La negativa fue producto de la posición que asumió el bloque Proyecto Sur y la abstención de Alejandro Bodart de MST en Proyecto Sur.

La norma elimina el tope del cinco por ciento (5%) de lo recaudado en concepto del Impuesto Inmobiliario y ABL que fijaba el proyecto enviado el jefe de Gobierno y que debía ser destinados a solventar las subvenciones; también se pautó la eximición de los mencionados tributos a los afectados en sus propiedades por un período de seis meses.

Los fondos públicos que en todo concepto se destinen al régimen especial se obtendrán de la recaudación anual en concepto de Impuesto Inmobiliario y Tasa retributiva de los Servicios de Alumbrado, Barrido y Limpieza, Mantenimiento y Conservación de Sumideros.

Al respecto se determina que los resarcimientos para inmuebles afectados serán evaluados por un organismo técnico competente que será designado por el Gobierno de la ciudad y el monto del mismo no podrá superar los 20 mil pesos.

En lo que concierne a subsidios para atender y paliar los daños que hubieran sufrido, en forma indistinta, en bienes muebles o bienes registrables, los mismos serán otorgados por un monto máximo de 8 mil pesos.

La normativa también prevé se exima por un período de seis meses a los damnificados directos del pago del Impuesto Inmobiliario y Tasa retributiva de los Servicios de Alumbrado, Barrido y Limpieza, Mantenimiento y Conservación de Sumideros.

Los damnificados deberán denunciar los daños dentro de los 30 días hábiles de ocurrido el episodio. A partir de la presentación, la autoridad de aplicación -subsecretaría de emergencias del Ministerio de Justicia y Seguridad- deberá expedirse dentro de los 30 días posteriores, caso contrario se considerarán reconocidos los reclamos.

El subsidio consistirá en una suma de dinero que será determinada por el Poder Ejecutivo y serán beneficiarios del mismo respecto en cuanto a bienes inmuebles quienes acrediten ser titulares de las propiedades, ocupante legítimo o sucesor universal.

En los casos de bienes registrables los afectados deberán acreditar titularidad dominial respecto del bien dañado y no será necesario acreditar la inexistencia de deuda en concepto de tributos establecidos en la normativa fiscal vigente ni multas.

Respecto a bienes muebles se otorgará el subsidio cuando los daños se verifiquen dentro de inmuebles o de bienes registrables.

En caso de habitantes de núcleos habitacionales transitorios, villas de emergencia, asentamientos de la ciudad u ocupante, deberá acreditarse el domicilio habitual y permanente, quedando exceptuados de cualquier otro requisito. Se entenderá como damnificados directos a estos efectos a aquellos que resulten beneficiarios del subsidio por daños en bienes inmuebles.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password