Rossi acusó a la oposición de ser “profetas del odio” y “correos de malas noticias”

"¡Tienen que dedicarse a construir una propuesta política en base al amor, el respeto y la paz! ¡Dejen de agredir, de insultar, de descalificar!", enfatizó eufórico, luego de desaprobar la campaña de un grupo de ONGs contra algunos diputados y defender la reforma del Consejo de la Magistratura.

Con énfasis, el titular del bloque del Frente para la Victoria en Diputados, Agustín Rossi, defendió la reforma judicial al resaltar la “transparencia” y “legitimidad” del paquete de leyes y, en particular, de los cambios en el Consejo de la Magistratura.

“No podemos negar los rasgos corporativos que tiene el Poder Judicial”, dijo Rossi, al reconocer que el proyecto tiene “el mismo espíritu” que aquel que alteró al órgano en diciembre de 2005 por impulso de la entonces senadora Cristina Fernández.

“Queremos seguir y profundizar ese camino que iniciamos en 2006, por eso hemos decidido que los consejeros abogados, jueces y académicos sean elegidos por voluntad popular”, explicó.

Asimismo, retrucó uno de los principales argumentos opositores al señalar que “la crítica a la politización y partidización la lleva adelante el que desconoce cómo es la elección de los jueces y abogados hoy, que está totalmente politizada y partidizada”.

Por otra parte, se refirió a la campaña encabezada por un grupo de ONGs, a la que tildó de “fascista”: “Estaban presionándolos para que voten en contra”, denunció, al solidarizarse con los doce aludidos.

También dedicó un párrafo aparte a la oposición, al opinar que “el clima que generaron previo al debate fue horrible, y fue generado con los principales medios opositores”. “Me extraña –agregó- que ningún dirigente de la oposición no se haya solidarizado con esos doce diputados. Fueron también cómplices de esa maniobra”.

¡Generan un clima tan horrible que son profetas del odio, correos de malas noticias! ¡Tienen que dedicarse a construir una propuesta política en base al amor, el respeto y la paz! ¡Dejen de agredir, de insultar, de descalificar!, exclamó en un clima de euforia kirchnerista.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password