La Legislatura porteña sancionó la ley de Centros Culturales

Por unanimidad, los legisladores porteños aprobaron la ley de segunda lectura que permite incorporar la figura legal de los espacios dedicados a lo cultural y artístico.

La Legislatura porteña aprobó este jueves, por 50 votos positivos, 0 negativos y 0 abstenciones, la ley que otorga un marco legal a los centros culturales, reconociéndolos en el Código de Planeamiento Urbano y el Código de Edificación. La norma había sido aprobada inicialmente el 18 de diciembre y en abril pasado fue sometida a audiencia pública, donde encontró un amplio respaldo.

La iniciativa fue promovida por la Defensoría del Pueblo y diputados del Frente para la Victoria junto a la legisladora Gabriela Seijo (Pro), ante el pedido de numerosos movimientos artísticos que operan en la Ciudad de Buenos Aires.

La ley define al Centro Cultural como “un espacio no convencional y/o experimental y/o multifuncional en el que se realicen manifestaciones artísticas de cualquiera tipología, que signifiquen espectáculos, funciones, festivales, bailes, exposiciones, instalaciones y/o muestras con participación directa o tácita de los intérpretes y/o asistentes”.

En el recinto, la diputada Seijo expuso una serie de modificaciones, a pedido de los colectivos culturales, que incorpora cuatro nuevos artículos en relación a los estacionamientos e impactos culturales de los diferentes centros.

En la norma se detallan aspectos referidos al servicio de salubridad, sistema de iluminación de emergencia, previsiones contra incendios y evacuación.

Además,los centros se clasifican en cuatro categorías según su capacidad de asistentes, siendo los de Clase A para los centros con capacidad hasta 150 personas; Clase B, entre 151 y 300 personas; Clase C desde 301 a 500 personas y Clase D para las que puedan albergar a más de 500 concurrentes. El cálculo de capacidad máxima admitida para los espacios será de un metro cuadrado por persona como mínimo, exceptuando para el cálculo sectores de ingreso y egreso, pasillos de circulación, sectores de trabajo y de servicios.

Luego de la votación, aplaudida por los presentes en el recinto, el diputado Pablo Ferreyra (Seamos Libres) expresó que “esta ley es una verdadera reivindicación de la cultura popular” y “una nueva etapa y un compromiso asumido”. También destacó que con la sanción de norma se “acerca la cultura a los barrios”.

Por su parte, Lorena Pokoik (FpV) señaló: “estamos pudiendo llenar un vacío legal que tanto daño le estaba haciendo a un sector que produce cultura, enorme sector que nos enriquece”.

“La Ciudad se caracteriza por ser productora cultural”, agregó la legisladora y pidió “descentralizar y redistribuir el presupuesto” para beneficiar a los centros.

En tanto, la diputada Gabriela Seijo (Pro) sostuvo que “Mauricio Macri especialmente quiso que los centros culturales pudieran tener esta ley” y resaltó la unanimidad a la hora de la votación.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password