Cristina dijo esperar que los argentinos “recuerden cómo estaban en 2003”

Pidió no “volver atrás con todas las conquistas y logros” y aseguró que “el futuro va a ser el que quieran los argentinos con memoria”.

Luego de emitir su voto en la Escuela Nuestra Señora de Fátima, de Río Gallegos, la presidenta de la Nación, Cristina Fernández de Kirchner, habló largamente con la prensa. Hacía varios días que no se mostraba públicamente, y al hacerlo mostró claramente su deseo por un triunfo del oficialismo.

Defendió a las administraciones kirchneristas al sostener que “nunca hemos tenido un período de gobierno con esta estabilidad económica y social”, y llamó a la ciudadanía a recordar “por un instante dónde y cómo estaban en el año 2003”.

Resaltó el hecho de que se vote “con el 5,9% de desocupación”, y recordó la “generación de millones de puestos de trabajo y una paz social muy grande”, cuestiones que calificó como “fenómeno inédito”.

Durante sus declaraciones hasta se acordó de las pintadas aparecidas el viernes en el excentro clandestino Mansión Seré, de la localidad de Morón, y habló de un juez condenado por delitos de lesa humanidad que se ofreció como fiscal del frente Cambiemos. “Hay una minoría que sueña con la impunidad pero los derechos humanos es un tema aceptado por las grandes mayorías”, sostuvo.

Con respecto a su futuro partidario, Cristina alcanzó que “nunca he tenido el peronómetro”, y volvió a insistir una y otra vez esperanzada en que el voto favoreciera este domingo al Frente para al Victoria. “Espero que sí, que (los argentinos) hagan un ejercicio de memoria. Sería muy fuerte volver atrás con todas las conquistas y los logros de los argentinos”.

Luego se refirió a “los seis millones de puestos de trabajo, las universidades creadas, los millones de netbooks que tienen los chicos”, y hasta las películas argentinas. “El futuro va a ser el que quieran los argentinos con memoria”, remarcó, valorando el papel del Estado: “El Estado antes te quitaba cosas y durante todos estos años promocionó cosas para acompañar el esfuerzo y el trabajo de los argentinos. Siempre los argentinos se esforzaban, pero el Estado no los acompañaba”.

Consultada respecto de si la gobernabilidad del futuro gobierno podía depender de la diferencia obtenida, dijo que “depende de que se sigan aplicando políticas públicas”. Y luego se preguntó: ¿qué es la gobernabilidad? “No es una cuestión de fuerza”, aclaró, poniendo como ejemplo a los gobiernos militares. Es, para Cristina, “lograr que la gente tenga sus derechos y podamos caminar por la calle sin enfrentamientos, sin problemas”.

Luego pidió recordar cómo estábamos en 2001, y evocó la vez que tuvo que salir a las 12 del Senado por atrás, junto al entonces senador Raúl Alfonsín. “El Congreso estaba prácticamente cercado por la gente enfurecida”, aseguró, pudiendo luego otra vez recordar “cómo estaban en 2003, solo este ejercicio, cómo estaba cada argentino en 2003”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password