Diputada K la emprendió contra Luis Majul

La correntina Araceli Ferreyra fustigó duramente al periodista, e incluyó en sus críticas a una parte del periodismo a Jorge Lanata, al que llamó “Larrata”.

Durante las cuestiones de privilegio, el diputado Alfredo Olmedo encendió una polémica al cuestionar de algún modo que todos los diputados hicieran uso de la palabra, cosa que le valió réplicas de otros legisladores de la oposición, como el chaqueño Juan Manuel Pedrini, quien presentó una cuestión de privilegio en su contra, al considerar que “el día que se le prohíba la palabra a un legislador entramos en un sistema totalitario”.

A su turno, la correntina Araceli Ferreyra aclaró que la función del Parlamento “es hablar, no se puede venir a cercenar el uso de la palabra. Mire si nosotros cuando éramos oficialismo les sacábamos la palabra”, para luego emprenderla contra los legisladores que no asistían a las sesiones: “Hubo ñoquis legislativos VIP”, dijo.

“Si no les gusta el reglamento, cámbienlo, pero no nos dejen sin hablar”, reclamó.

Tras ello, presentó una cuestión de privilegio contra el periodista Luis Majul, y recordó haber dicho “en un programa que tiene mucho más raiting que el de él, que periodistas como (Jorge) Lanata, él, cobran dineros que no son pautas publicitarias”. Recordó haber dicho puntualmente que “Majul cobraba de la Ciudad de Buenos Aires 14 millones por repartir volantes. No le gustó lo que decía, y en su programa no negó y procedió a destratarme, a agraviar”, y dijo que la tildó de “neonazi”.

Indignada, se manifestó “sobreviviente de lo que fue el fascismo de la dictadura militar; de la última y la anterior. Mi viejo fue secuestrado y torturado; mi vieja estuvo presa, no me vengan a hablar de fascismo”.

“Nosotros bancamos a todas las expresiones”, dijo y recordó su lucha contra el apartheid, como cuando “denunciábamos a Shell, que fue la empresa que se benefició con el apartheid, que hoy casualmente tiene funcionarios en el Gobierno”.

Araceli Ferreyra cuestionó “esta práctica de los periodistas como Majul”, en referencia a que a su juicio no hablan de temas como los del empresario amigo de Mauricio Macri Nicolás Caputo, o familiares del presidente, como su padre, Franco Macri, y enumeró beneficios recibidos por el grupo. “Pensé que el ataque de Majul era para tratar de silenciar mi voz”, comentó, para luego vincularlo con el estallido del escándalo de los papeles panameños. Según Ferreyra, “Los Larrata (SIC), los Majul, tratan de esconder lo que es un escándalo mundial”, y denunció que “se fugaron 1.500 millones de dólares”.

“Hagan lo que hagan, vamos a seguir diciendo lo que pensamos, aunque nos quieran llevar en cana, no nos van a callar, que quede claro”, gritó.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password