¡Justicia no! Reciprocidad

Por Sergio Saban. Para el autor, el ojo por ojo y diente por diente no es venganza, sino “reciprocidad y sabiduría”.

A horas de declarar, la expresidente se muestra exultante alegre y feliz, como si tener que declarar por el delito de lavado de dinero fuera para ella no más difícil que cocinar un omelet de huevo y queso.

Y sí. ¿Alguien puede estar preocupado por su libertad si dispone de 14 mil millones de dólares para comprar su impunidad y seguir en libertad? Nadie crea que la justicia pueda hacer justicia con quien tiene mas dinero que el propio país que la juzga. Por eso.

No merece justicia aunque tenga derecho. Merece reciprocidad.

Nos tuvieron a cepo deben vivir con cepo. Nos tuvieron vocacionados y espiados Así deben vivir. ¿Nos robaron? En soquetes deben quedar porque bien sabemos que de hacerse justicia con quien acumuló tanta riqueza bien leve será y solo como se dice para que la gilada esté contenida.

Eso de ojo por ojo y diente por diente no es venganza. Es reciprocidad. Es sabiduría. Una justicia dudosa que callo y estuvo inmóvil una década no es garantía de nada.

Mientras se robaban el país, ¿dónde estaba la justicia? ¿Será que ahora podrá hacer lo que en 12 años no quiso no puedo no se atrevió a hacer? ¿O viene solo a legitimar que no existió delito y todos quedan libres de culpa y cargo?

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password