Buscan regularización impositiva para productores afectados por emergencias

El objetivo del proyecto del diputado mendocino Luis Borsani es que los beneficiados puedan ponerse al día con sus deudas impositivas a través de un régimen accesible. Con el fin de preservar las fuentes laborales, contempla mantener la nómina total de trabajadores hasta dos años después de la finalización del régimen de beneficios.

El diputado nacional de la UCR Luis Borsani presentó un proyecto de ley para crear el Régimen Especial de Regularización Impositiva y de Recursos para la Seguridad Social para Productores Agropecuarios afectados por emergencia y desastre. El fin es instrumentar, con carácter de excepción, un régimen de regularización de deudas impositivas y de los recursos de la seguridad social, con vencimiento de presentación y pago hasta el 31 de marzo de 2016.

Constituye el otorgamiento de una oportunidad de pago a todos los contribuyentes amparados en éste proyecto, con el objetivo de que puedan sostener el desarrollo de sus empresas y las fuentes de trabajo que ésas generan.

A dicho régimen podrán acogerse por única vez y en un lapso de tiempo limitado, los contribuyentes y responsables de los impuestos y recursos de la seguridad social que se encuentren amparados bajo las resoluciones dictadas en concordancia con la Ley de Emergencia Agropecuaria 26.509.

En palabras del diputado Borsani, “el espíritu de la presente ley radica en poder brindar una solución a nivel nacional, para todos los productores agropecuarios que se encuentren en estado de emergencia o desastre agropecuario. El fin es instrumentar un conjunto de medidas conducentes a preservar y proteger el desarrollo estructural de las economías productivas regionales de las zonas declaradas en Estado de Emergencia, la generación del empleo registrado y, sobre todo, el mantenimiento de las fuentes de trabajo, a través de un régimen especial de regularización del pago de deuda tributaria y de exención de intereses, multas y sanciones establecidas en el mismo”.

Cabe también resaltar, que los empleadores alcanzados por esta normativa podrán mantener los beneficios de la misma siempre y cuando no disminuyan la nómina total de trabajadores hasta dos años después de la finalización del régimen de beneficios.

Asimismo, se trata de brindar una oportunidad de pago a todos los contribuyentes amparados en el proyecto, a efectos de poder sostener el desarrollo de su empresa y mantener las fuentes de trabajo.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password