Mucho ruido pocas nueces

Por Mario Barletta. Al celebrarse el Día Mundial de la Conciencia contra el Ruido, el presidente de la Comisión de Recursos Naturales y Conservación del Ambiente Humano de la Cámara de Diputados hace estas reflexiones.

Desde hace 20 años se instituyó que el último miércoles de abril fuera reconocido como el Día Mundial Contra el Ruido, a fin de recordar una de las principales causas de contaminación en los centros urbanos.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda que el ruido del ambiente no sobrepase los 65 decibeles, pero en las ciudades más grandes de nuestro país se miden picos de hasta 80 decibeles que afecta a casi el 80% de nuestra población. Esta situación tiene efectos en la calidad de vida, manifestándose en estrés, irritabilidad, hipertensión, insomnio entre otros problemas para la salud y la conducta tanto de humanos como del resto de los seres vivos de nuestro ecosistema.

En este día de reflexión, como presidente de la Comisión de Recursos Naturales y Conservación del Ambiente Humano de la Cámara de Diputados de la Nación planteo el debate sobre el proyecto de ley propuesto por la entonces Senadora de la Nación Norma Morandini sobre Presupuestos Mínimos de Protección Ambiental de la Calidad Acústica.

Al mismo tiempo hago propicia esta ocasión para solicitar a mis pares de la cámara baja que acompañen dicho proyecto, el que cuenta ya con media sanción por aprobación unánime de la Cámara de Senadores, que propone otorgarle al Poder Ejecutivo, a provincias y municipios una herramienta indispensable para trabajar contra este flagelo moderno.

Transformemos el ruido en debate productivo por el ambiente.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password