Lifschitz: “Santa Fe es una provincia devastada”

El mandatario alertó ante la asamblea legislativa sobre las serias consecuencias de las inundaciones y las medidas que adoptará para recomponer la situación provincial. Promoverá una reforma constitucional.

Al inaugurar el primer período ordinario de sesiones legislativas que lo tiene como gobernador, el santafesino Miguel Lifschitz hizo especial hincapié en las consecuencias de las devastadoras inundaciones que afectaron la provincia, que llevan a esa administración a “repensar” metas de accion para el corto y el mediano plazo.

Así lo expresó el gobernador en el discurso de casi una hora y media que brindó, en el que habló de la necesidad de “reconstituir el entretejido productivo de la provincia y ponerlo nuevamente en marcha, atenuando los impactos sociales que esta situación ha tenido”.

El gobernador socialista anunció inversiones para sobrellevar la situación, y en ese sentido anticipó que dispondrá de un fondo especial de 800 millones para destinar a las zonas afectadas.

Asimimismo anticipó que reclamará al Gobierno nacional “una respuesta acorde” a la magnitud del fenómeno que debieron afrontar. Sin medias tintas aseguró que Santa Fe es una provincia “devastada”, con la mayor parte de la cosecha sin levantar y rutas “intransitables”.

Puntualmente se refirió al sector lechero, que como consecuencia de las inundaciones ha debido disminuir un 50% su producción.

En otro orden, anunció un plan de financiamiento que destinará al sector industrial, cuestión de “morigerar el impacto tarifario”. Lifschitz aseguró que no permitirá la pérdida de “un solo puesto de trabajo”.
Por otra parte, habló de la la necesidad de reformar la Carta Magna provincial, y en ese sentido anticipó que “vamos a iniciar en los próximos días conversaciones con cada uno de los partidos con representación legislativa y también con los referentes de los bloques y aprovechar este tiempo, para que nos permita concretar el anhelo de una nueva Constitución. No tenemos plazos ni urgencias, sólo voluntad de avanzar”.

Habló de la necesidad de “lograr la modernización” de la misma y agregó que necesitan “construir juntos la Constitución para los próximos 50 años de Santa Fe”.

Con relación a la seguridad, un tema que en los últimos años ha pasado a ser prioritario en esa provincia por la incidencia del narcotráfico, el gobernador anunció el envío de once leyes al Parlamento, relacionadas con el decomiso de bienes del narcotráfico; una norma procesal juvenil, una ley de juicios por jurado para delitos de gravedad y reformas al Código Procesal Penal.

Tras adelantar una serie de mejoras en el equipamiento del área seguridad, donde agregarán personal, videocámaras, drones, perros y caballos, volvió a apuntarle al Gobierno al sostener que el área de competencia corresponde al ámbito nacional: Ejecutivo y Judicial. Empero, aclaró que “desde Santa Fe no estamos esperando respuestas sino buscando soluciones”, y en ese sentido el gobernador aseguró que “estamos dando batalla con resultados dispares, pero con absoluta convicción”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password