Presentación espontánea de Carrió ante el juez Bonadio

La diputada pide que el fiscal investigue si hay una falsa denuncia de quienes intentan ensuciarla con demandas “que intentan enturbiar la búsqueda de la verdad”.

Conocido el procesamiento del exministro de Planificación Federal de la era kirchnerista por la causa Once, la diputada nacional Elisa Carrió sostuvo que “se está empezando a hacer justicia con (Julio) De Vido después de doce años”. Por otra parte, Lilita hizo este martes ante el juez Claudio Bonadio una declaración espontánea en la que pidió “que se corra vista al fiscal en turno a efecto de que se investigue por el delito de falsa denuncia”.

Sostuvo en ese sentido que hay quienes intentan “ensuciarla” y dijo sospechar de “una operación de inteligencia que intenta enturbiar la búsqueda de la verdad”, frente a la cual apuntó contra el actual titular de la AGN, Ricardo Echegaray.

“Cuando ya es inevitable que muchos de los casos de corrupción del último tramo de la historia argentina avancen, como sucede en estos días con indagatorias, procesamientos, prisiones y allanamientos; solo queda a quienes quieren que se mantenga la impunidad, cuestionar y ensuciar a quienes hemos denunciado fundadamente los innumerables ilícitos cometidos en perjuicio del erario público y la Nación toda. No es la primera vez que soy víctima de una operación de prensa e inteligencia burda como la que publican algunos medios estos días”, sentenció Carrió en el escrito que presentó este martes.

La diputada aseveró que “de existir un requerimiento fiscal de instrucción respecto de tan mentirosos e infundados sucesos, solicito toda la atención del representante del Ministerio Público, para no funcionar como un instrumento de la mala política, en pos del encubrimiento de delitos aberrantes. En tanto, si bien es cierto que no puede dejar de investigar los hechos que se le presenten como presuntamente ilícitos, los mismos deben ser verosímiles, y la información recibida (en este caso, de dudosa procedencia) cautelosamente tratada; evitando que terceros con evidente intereses espúreos, la utilicen para operaciones políticas y mentirosas, en favor de quienes temen ante el fin de la impunidad. Poniéndome a su disposición, para esclarecer cualquier interrogante que existiera al respecto”.

Carrió narra en su escrito que “en razón de mis investigaciones y denuncias penales en pleno ejercicio de mi mandato de Diputada de la Nación, presenté en febrero de este año un pedido de acceso de información a la AFIP tendiente a solicitar “…información obrante en los registros de ese organismo, sobre la gestión llevada adelante por el señor Ricardo Echegaray. Ello, en relación a diversos hechos –muchos que han tomado estado público-, que permiten sospechar fundadamente respecto de las acciones del nombrado y diversos funcionarios de la AFIP bajo su mando -pertenecientes a la administración saliente-, quienes habrían encubierto hechos de corrupción de varios integrantes del anterior Gobierno Nacional. O, lo que es aún más grave, que habrían sido participes de dichos hechos ilícitos en perjuicio del erario público”.

Y agrega: “Que esa presentación, que aquí se acompaña, fue oportunamente contestada por la AFIP y que dicha respuesta fue presentada a la Oficina Anticorrupción a efectos de colaborar en la investigación sumaria que abriera esa oficina a pedido de la suscripta. Siendo ese mi único requerimiento a la Administración Federal de Ingresos Públicos, hecho de más está decir, de manera institucional, por los procedimientos idóneos y conforme a derecho. Todo los demás trascendidos de la nota periodística es fruto de una trasnochada elucubración del supuesto denunciante “anónimo”, o como sospecho una operación de inteligencia que intenta enturbiar la búsqueda de la verdad”.

Para Carrió, “resulta llamativo que haya trascendido esta noticia el lunes posterior a que el periodista Hugo Alconada Mon haya publicado en el diario La Nación, cómo se protegió desde la AFIP a Lázaro Báez y Cristóbal López; empresarios denunciados por la suscripta en la denuncia referida precedentemente en el año 2008”.

“Cabe recordar que la testimonial de Mecikovsky días atrás se produjo en una causa que investiga precisamente a Ricardo Echegaray y a Lázaro Báez entre otros. Allí el juez Casanello no tuvo más remedio que ordenar citar a declaración indagatoria a Ricardo Daniel Echegaray y Rubén Ángel Toninelli, decretando asimismo prohibición de salida del país de aquellos. Esto en el marco de la causa N° 3017/2013 caratulada “BAEZ, LAZARO y otros s/encubrimiento, asociación…” de la que la suscripta también fuera denunciante. Causa que no deje de ser un desprendimiento de la denuncia promovida en el año 2008 donde finalmente casi ocho años después la justicia decide escuchar al señor Mecikovsky. En efecto, Echegaray declarará en los términos del art. 294 del CPPN por haber facilitado a los acusados por lavado de dinero en esa causa, de hacerse de una suma de dinero “negro” que luego sería paulatinamente introducida en el mercado legal utilizando facturación apócrifa. Siendo Echegaray investigado por usar el más alto cargo de la Administración Federal de Ingresos Públicos para facilitar esas maniobras. Mecikovsky declaró previo a la indagatoria de Echegaray en tanto es un testigo que puede aportar datos y claridad a esas maniobras realizadas en aquellos años desde AFIP, un testimonio a mi juicio valioso por eso lo solicite en el año 2008 en mi denuncia por asociación ilícita”, agregó la diputada.

“Por otro lado, cuando el partido de oposición con mayor número de legisladores en el Congreso lo propuso como Presidente de la Auditoria General de la Nación a Ricardo Echegaray no solo impugne esa propuesta, sino que una vez designado por los Presidentes de ambas Cámaras del Congreso, impugné judicialmente esa designación a través de un amparo por ante el fuero en los Contencioso Administrativo Federal que se encuentra en pleno trámite”, afirma Carrió.

La presentación concluye expresando: “Que habiendo tomado conocimiento por un medio de prensa que se habría formulado denuncia penal, entre otros funcionarios, contra mi persona, que se habría producido un requerimiento fiscal por el que me encontraría imputada en autos”, comienza el escrito Carrió y agrega “Que dicha denuncia se encontraría radicada en el Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal a su cargo. Que es y ha sido una constante en mi vida pública como dirigente y como Diputada de la Nación, una política de respeto y apego a la justicia y las instituciones republicanas, colaborando en lo que este a mi alcance en la búsqueda de la verdad y la lucha contra la corrupción. Vengo a ponerme a disposición de V.S., a acompañar la documentación que a continuación se detalla, y a realizar algunas manifestaciones que entiendo imprescindibles”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password