Se vienen reformas sustanciales en el área económica

Más fuerza y decisión ha tomado el Gobierno después del masivo respaldo del sábado último. El gabinete económico comenzó a preparar algunas medidas, como la reforma tributaria.

Tras la masiva marcha de respaldo al Gobierno y la democracia que se concretó el sábado primero de abril en distintas ciudades del país, el gabinete económico resolvió tomar más impulso para acelerar medidas y llevar adelante algunas reformas, que considera sustanciales para el mediano y largo plazo.

Con una cierta dosis de satisfacción por el alcance de esa marcha y después de un mes de marzo sumamente conflictivo en materia de movilizaciones y reclamos, entre los principales ministros que conforman el gabinete económico aseguran que ahora empieza una etapa donde hay margen para continuar diagramando el trabajo de los temas pendientes que son cruciales.

Uno de esos aspectos centrales que está trabajando el Gobierno y que ahora podría acelerarse, es la elaboración de un proyecto de reforma tributaria.

“Ya hay un panorama concreto de la opinión que tienen las provincias al respecto, también de los diversos sectores económicos del país e incluso de los sindicatos, con lo cual estamos trabajando a full en el proyecto de reforma tributaria. Sin dudas, que el esquema fiscal tal como está hoy en el país está terminado”, sentenció uno de los principales funcionarios del gabinete económico.

Si bien aún está en pleno proceso de elaboración, algunos asesores comentaron que la reforma tributaria buscará disminuir la presión fiscal para los sectores productivos, especialmente las pequeñas y medianas empresas, como así también, algunos cambios en los tributos que se aplican sobre el consumo.

“Esto que estamos trabajando implica que a partir de una reforma tributaria tengamos mejores costos de producción, darle un perfil de mayor competitividad a los sectores productivos locales y generar condiciones para que haya una recuperación paulatina del poder adquisitivo de la gente”, enfatizó el mismo funcionario.

En ese sentido, se puede considerar que el proyecto contemplará una disminución en la carga fiscal que grava la producción local, también podría haber alguna modificación en cuanto a determinados regímenes laborales y paralelamente, se complementará con una redistribución de los recursos en un nuevo acuerdo de Coparticipación Federal.

“Sin dudas que una reforma tributaria como la que se está pensando llevar adelante sí o sí deberá contemplar cambios en el esquema de Coparticipación Federal de Impuestos. Tal como está el régimen actual de coparticipación no es viable que uno pueda encarar una reforma tributaria”, puntualizó otro de los funcionarios consultados.

Indudablemente que el trabajo de mediano y largo plazo en la Argentina siempre suena algo como utópico. Un claro aspecto negativo de la clase dirigente argentina es que siempre se trabaja para el corto plazo, en algunos casos un muy corto plazo.

Un país para poder crecer sin dudas debe empezar a trabajar no sólo en la coyuntura y en la realidad del día a día sino ir más allá como para generar condiciones más sólidas de crecimiento y la reforma tributaria es uno de esos centrales.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password