“Dudé en irme del Frente Renovador”, confiesa Felipe Solá

El exgobernador bonaerense analizó la situación del peronismo y calificó al cristinismo como “facción”. Se pronunció contra la participación en las PASO, y dijo tener muchos amigos en el randazzismo.

Consultado sobre la situación actual del PJ, el diputado nacional Felipe Solá habló de la necesidad de que se una, y aseguró que si lo consiguiera, estaría por arriba del 40%. “Me parece que el peronismo es muy fuerte, pero el problema es que está muy dividido”, admitió.

“Muchos argentinos votarían por el peronismo y sería la primera minoría. Si estuviera unido, sacaría más del 40%”, apuntó.

Entrevistado por Radio 10, Solá estimó que “hoy hay dos peronismos: uno que ha estado en el gobierno muchos años, y la conducción y mirada de Cristina han sido la del peronismo como facción. No parece interesarle el otro peronismo, el otro que se ve como una continuidad de toda la historia. Si uno se considera una facción es difícil el crecimiento en esta época. La dificultad para incorporar gente”.

Respecto de la propuesta de ir a una interna, advirtió que “las PASO te dividen más, si no tenés un elemento de atracción que haga que todos se sienten comprendidos, las PASO te dividen más. Son perversas, hacen que hables mal del otro para explicar por qué no vas con el otro. Es una ridiculez, se le da más tiempo la pelea interna que a la externa”.

“En los partidos consolidados no se va a las PASO. Cuando se va a las PASO quedan divisiones que no se arreglan”, alertó.

Respecto de la coyuntura, sostuvo que “este gobierno nos endeuda a nosotros, a nuestros hijos y nietos, y quieren matar a la actividad económica con tal de no tener inflación”.

Solá sostuvo que “el cristinismo no ayuda a aclarar esto porque se considera una facción y no hace una autocrítica. Son los que deben hacer la autocrítica porque son los que generaron que haya ganado este modelo por los votos”.

Agregó que “en el kirchnerismo se pretendió imponer desde arriba todo, todos pensamos que se deseaba un triunfo de la derecha. El cambio no era el neoliberalismo moderno de Macri, pero la gente quería un cambio, había un hartazgo”.

Asimismo consideró que “fue un error haber puesto de candidato a Aníbal Fernández, fue una irresponsabilidad. ¿Fue el único representante del movimiento de Perón que pudimos tener? Es muy duro”.

Por otra parte, admitió sus dudas respecto de quedarse en el massismo, al señalar que “dudé en irme del Frente Renovador. Tuve unos días de duda, tengo muchos amigos en el randazzismo con los que me identifico plenamente. Considero que uno tiene que manejar lo afectivo pero evaluar estratégicamente las cosas. No veía clara la idea”.

“El Frente Renovador es un espacio plural que quiere inaugurar una forma de política distinta, mira más hacia el futuro que el pasado y se va a empeñar en campañas directas para que la gente pueda reaccionar contra el asalto al bolsillo cotidiano”, agregó, admitiendo por último que “no está claro quién gana en octubre en Provincia”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password