La CC-ARI se suma al pedido por Evo Morales

En consonancia con el reclamo de la UCR contra las expresiones del exmandatario, presentaron un proyecto reclamándole al Ejecutivo que haga cesar la condición de refugiado.

El bloque de diputados nacionales de la Coalición Cívica-ARI presentó un proyecto de resolución en el que le reclama al Poder Ejecutivo que haga cesar la condición de refugiado del expresidente boliviano Evo Morales.

“La Convención de Ginebra de 1951 reconoce como refugiado a 'toda persona que, debido a fundados temores de ser perseguida por motivos de raza, religión, nacionalidad, opiniones políticas, pertenencia a determinado grupo social, de genero u orientación sexual, se encuentra fuera del país de su nacionalidad y no puede o, a causa de dichos temores, no quiere acogerse a la protección de tal país'. También se hace eco de dicha definición la Comisión Nacional para los Refugiados (CONARE), en la que, además, también es considerado refugiado quien ha huido de su país porque su vida, seguridad o libertad se encuentran amenazadas por la violencia generalizada, los conflictos armados, las violaciones masivas de derechos humanos u otras circunstancias que hayan perturbado gravemente el orden público”, señala el proyecto, que a continuación aclara: “El expresidente Morales no encaja en ninguna de estas figuras”.

La iniciativa presentada por la CC-ARI agrega que “lejos se encuentra Morales de ser una víctima de persecución política a quien deba otorgarse refugio en nuestro país. El expresidente de Bolivia ha desatado una crisis sociopolítica en su país por haber violado la voluntad popular que negaba una re-re-reelección para su cuarto mandato consecutivo y haber avalado acciones fraudulentas en las recientes elecciones presidenciales. Fraude éste comprobado por la investigación que realizó la OEA en solicitud del propio expresidente”.

En paralelo a expresiones en el mismo sentido que este martes tuvieron la Unión Cívica Radical en general y el presidente del interbloque de Juntos por el Cambio en particular, la bancada que conduce Maxi Ferraro apunta que “Morales no se ajusta a la figura de refugiado; por el contrario, es responsable del avasallamiento de las instituciones democráticas bolivianas, los que han desencadenado un reclamo ciudadano en defensa de su voto y voluntad popular”.

“Las recientes declaraciones del exmandatario han dejado en claro sus indudables intencionalidades terroristas, al llamar a tomar las armas a la población civil de su país, sumado a la intensa actividad política que viene realizando. Es incompatible el carácter de refugiado con las prácticas que lleva a cabo Morales en la Argentina y, menos aun, si las mismas implican la posible comisión de ilícitos como la incitación al terrorismo”, concluyen desde el bloque de diputados de la CC-ARI.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password