Informe: a qué centros de salud fueron girados los subsidios de Diputados

Fueron 27.600.000 pesos que la Cámara baja cedió a instituciones sanitarias en el marco de la emergencia por el Covid-19. El Instituto Malbrán recibió la mitad de los fondos. Las transferencias se realizaron en el mes de abril. La medida había generado polémica.

Ante las críticas que levantó la medida, Massa anticipó que eliminará los subsidios (Foto: HCDN)

Por Carolina Ramos

Habían pasado pocos días desde la declaración de la pandemia cuando, rápido de reflejos, el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, ordenó el otorgamiento de subsidios de 100.000 pesos a cada legislador para ser trasferidos a centros de salud. Una medida que, más allá de sus intenciones, levantó críticas y pecó de falta de transparencia.

A casi tres meses de esa decisión, que se hizo efectiva a través de la Resolución Presidencial 611/20, parlamentario.com accedió a los registros oficiales que dan cuenta de los giros realizados por la Cámara baja. Fueron en total 27.600.000 pesos transferidos durante el mes de abril a 51 instituciones, entre hospitales públicos y privados, asociaciones civiles y ministerios locales.

El más beneficiado, por concentrar los test de detección del virus, fue el Instituto Malbrán, que recibió 13.700.000 pesos. Tanto el interbloque de Juntos por el Cambio, presidido por Mario Negri, como el Interbloque Federal de Eduardo “Bali” Bucca eligieron esa institución, destinando 11.600.000 y 1.100.000 pesos, respectivamente.

A diferencia del resto de los diputados, que recibieron 100.000 cada uno, la Presidencia de la Cámara -que abarca también a secretarios y prosecretarios- dispuso de 2.000.000 de pesos para entregar. Transfirió 1.000.000 de pesos también al Malbrán; 900.000 pesos al Hospital Garrahan; y 100.000 a la sede de Cáritas en San Martín.

En el caso del Frente de Todos no hubo una decisión unánime, sino diversidad de destinatarios. El Garrahan recibió, de parte del oficialismo, 2.100.000 pesos, aunque que la más beneficiada fue, con 3.000.000 de pesos, la Fundación “Locos bajitos para la Niñez y la Juventud Desprotegida”, que trabaja en barrios vulnerables de La Matanza, Buenos Aires.

El bloque liderado por Máximo Kirchner también giró 200.000 pesos a la Cruz Roja y otros montos a hospitales de Salta, Río Negro, Chaco, Chubut, Jujuy, Corrientes, Santa Fe, La Pampa y Misiones, entre otros.

Unidad Federal para el Desarrollo, la bancada presidida por José Luis Ramón, giró dinero al Hospital Central de Mendoza, el Hospital Distrital de Las Heras (Santa Cruz), el Hospital “Francisco López Lima” de General Roca (Río Negro), la Municipalidad de Colón (Buenos Aires) y el Parque de la Salud de Misiones.

Desde el Frente de Izquierda, Nicolás Del Caño (PTS) donó sus 100.000 pesos al Hospital de Clínicas, que depende de la UBA, mientras que Romina Del Plá (Partido Obrero) eligió el Hospital Posadas. Por último, Alma Sapag (Movimiento Popular Neuquino) donó al Ministerio de Salud de su provincia.

La medida había levantado polémica por varios motivos. Uno de ellos es que los diputados ya reciben subsidios para entregar a instituciones y, si bien la resolución estableció en su artículo 11 que el beneficio se otorgaba con carácter “excepcional” y “por única vez”, Massa tuvo que aclarar luego que se trataba de un direccionamiento de los recursos ya disponibles.

“Lo que se decidió este año, a diferencia de otros años, es que los subsidios solo se podían usar para instituciones de salud determinadas y que no se podían utilizar para otra cosa”, puntualizó el titular de la Cámara en declaraciones televisivas.

Más allá de esta confusión, la resolución no obligó a los legisladores a informar a la sociedad y a la Cámara sobre el destino de esos fondos públicos. Esa omisión despertó críticas por parte de organizaciones que abogan por la transparencia, como la Fundación Directorio Legislativo.

Tras la controversia, Massa informó que a futuro eliminará el actual sistema de subsidios. “Lo que hicimos fue sacarle a los diputados algo que antes usaban para la política, y además estamos impulsando hacia adelante una medida que prohíbe los subsidios a los diputados”, adelantó.

En la web de la Cámara baja, los últimos registros de subsidios entregados datan del año 2018, cuando diputados, secretarios y prosecretarios podían entregar hasta un máximo de 60.000 pesos anuales. Paralelamente, los legisladores tienen a su disposición becas estudiantiles, que hasta 2018 eran de 40.000 pesos anuales.

El listado completo

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password