Diputado denuncia que la oposición quiere “empujar al Gobierno al abismo”

El legislador oficialista Marcelo Koenig comparó a la oposición con el colesterol, y cuestionó que cuando desde ese sector piden diálogo y excluyen a la vicepresidenta de la Nación.

El diputado nacional Marcelo Koenig (Frente de Todos – Buenos Aires) sostuvo que la oposición tiene una estrategia de querer empujar al Gobierno al abismo y anunció que está escribiendo un libro en el cual revela que el expresidente Mauricio Macri “y sus socios, se robaron” 600 millones de dólares.

“Hoy escuchaba a uno de los intendentes del conurbano diciendo que la oposición es como el colesterol, hay oposición buena y oposición no mala. Y más allá de la humorada, tienen una posición que está muy jugada, a un proceso que no solamente es generación o profundización de la grieta, de la cual se benefician, sino que hay algo que es lo que más nos preocupa, que están muy jugados en una estrategia en la que cuando uno los escucha parece que el Gobierno está al borde del abismo y ellos a punto de empujarlo”, señaló el legislador durante una conferencia de prensa organizada por la Asociación de Periodistas de la República Argentina (APeRA).

“Y uno no puede menos que conjugar cada una de las declaraciones que se hicieron en las últimas dos semanas, empezando por aquella de (Eduardo) Duhalde, donde dijo que el año próximo no iba a haber elecciones… No sé de dónde sacó esa barbaridad y encima decir que los argentinos somos campeones mundiales de los golpes de Estado”, agregó.

También condenó las declaraciones de miembros de Cambiemos, como Ernesto Sanz y Patricia Bullrich, “y si esto lo mezclamos con otros sucesos, como por ejemplo la carta del expresidente Macri, que lo único que hace es sembrar el odio o el tema de la policía”.

Koenig piensa que “no tenemos que naturalizar que la policía de una provincia termine rodeando con armas en la cintura, la residencia del presidente de la Nación, eso es algo que conlleva una enorme gravedad institucional, que hubiese requerido un repudio generalizado del conjunto de los partidos políticos, porque la democracia la tenemos que defender entre todos”.

“Evidentemente hay un sector de la oposición que no quiere, y la paradoja es que muchas veces es desde ese sector desde donde se reclama diálogo. Diálogo donde también excluyen a actores de la coalición de gobierno”, apuntó.

Y se preguntó: “Porque qué diálogo es que Cristina Fernández de Kirchner se quede afuera de la discusión, es un diálogo medio extraño y ellos tendrían que comprender, porque forman una coalición y no puede ser que se llame a algunos y no a todos o sean invitados de segunda”.

“En la coalición que formamos el Frente de Todos, no tenemos porqué dejar afuera a ninguno de los sectores que formamos parte de ese frente y a mí me parece que acá también hay una cosa medio contradictoria que tiene que ver con la idea de que la oposición tiene que ser la que le marque la agenda al oficialismo -puntualizó-. Es como que se invierte la carga de la democracia. La democracia no es que los argentinos y argentinas votemos que clase de país queremos y quienes lo van a llevar a cabo, sino parece que se votó a la oposición para que diga de que cosas se puede hablar y en qué cosas se puede avanzar y qué cosas no”.

En otro pasaje se refirió luego a libros en los que está trabajando, señalando que “en este tiempo de pandemia he estado trabajando sobre dos ejes, para un nuevo libro y no se cuál editaré primero, pero uno tiene que ver con una reflexión sobre el país que nos deja la pandemia, cuál es el rol del Estado, quién cuida a la gente de a pie”.

“Pero el otro tiene más que ver con el interés periodístico, que es la continuidad del libro anterior que escribí (Se robaron todo), donde hacía referencia a que Mauricio Macri y sus socios se robaron en casi 20 años de concesión más de 600 millones de dólares con el enorme negociado de la privatización y las autopistas, como la Panamericana, que es la más transitada”, denunció.

Según el diputado Koenig, “se recaudaron en estos 20 años casi 1.700 millones de dólares y según lo que ellos mismos dicen la construcción de la autopista costó 270 millones de dólares, me puse a investigar qué pasó con la diferencia y me encontré con muchas sorpresas y me encontré como se hacen ricos muchos de los megamillonarios de la Argentina, aprovechándose del Estado y de los usuarios de la autopista”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password