Comenzó en el Senado el debate del Presupuesto y el oficialismo apura el dictamen

La comisión presidida por Carlos Caserio escuchó este martes a los secretarios de Política Económica, de Hacienda y de Finanzas. Este miércoles asistirán las autoridades de la Oficina de Presupuesto.

Foto: Comunicación Senado

El Senado inició este martes el debate del proyecto de Presupuesto 2021, aprobado la semana pasada en la Cámara de Diputados, y el oficialismo aspira a firmar dictamen este mismo miércoles, tras un debate veloz, para convertirlo en ley la semana próxima.

En una reunión virtual, la Comisión de Presupuesto y Hacienda, que preside Carlos Caserio (Frente de Todos) escuchó a los secretarios de Política Económica, Haroldo Montagu; de Hacienda, Raúl Rigo; y de Finanzas, Diego Bastourre.

Tras las exposiciones y una ronda de preguntas de senadores, la comisión pasó a un cuarto intermedio hasta este miércoles a las 10, para recibir a las autoridades de la Oficina de Presupuesto del Congreso (OPC) y luego, posiblemente, emitir dictamen.

Al inicio del encuentro, Esteban Bullrich (Pro) cuestionó la ausencia de Martín Guzmán. “Lamento que no haya venido el ministro de Economía. La situación económica lo ameritaba, sobre todo teniendo en cuenta que la semana que viene estará viniendo una misión del FMI. El ministro no ha venido aun al Senado y para nosotros es muy importante”, dijo.

La exposición de los secretarios

Montagu destacó que este Presupuesto es un “puente” entre la economía actual y “la visión de país que tiene el Gobierno”, y señaló que “pone el eje en la economía real”. “Partimos de una economía que ha sido seriamente golpeada por la pandemia y que ya venía experimentando problemas previos”, recordó.

El funcionario arrancó su exposición con un repaso de los efectos económicos de la pandemia: precisó que en el segundo trimestre de este año el PBI cayó casi 20 puntos interanuales y se refirió también a la caída de la tasa de inversión y del consumo privado.

A su vez, indicó que el impacto más alto de la pandemia se produjo en restaurantes, transporte y comercios, entre otros rubros, y en contraposición habló de la “recuperación total” de la construcción en los últimos meses, incluso superando los niveles previos a la pandemia.

Montagu también apuntó que el desempleo ascendió al 13% en el segundo trimestre como consecuencia de la pandemia, y asimismo la tasa de actividad cayó al 38,4%.

El viceministro de Economía explicó que el proyecto enviado por el Poder Ejecutivo prevé para el año próximo un crecimiento del 5,5% del PBI, un déficit fiscal del 4,5%, una inflación interanual del 29% y un dólar a 102,4 pesos.  También proyecta un crecimiento del consumo privado del 5,5%, y del 2% del consumo público; un incremento del 10,2% en las exportaciones y del 16,3% en las importaciones.

“No hay estabilización posible sin una recuperación de la actividad económica”, sostuvo Montagu, y también afirmó que “sostenibilidad fiscal y externa son condiciones necesarias para una economía estable”.

Foto: Comunicación Senado

A su turno, Rigo coincidió en que el Presupuesto “está construido sobre la base de supuestos realistas y prudentes” y con “objetivos asequibles y cumplibles en el marco de este escenario macroeconómico”. “Todas las políticas públicas que encuentran financiamiento en el marco del Presupuesto podrán ser implementadas y financiadas de una manera razonable”, garantizó.

Rigo sostuvo que el déficit del 4,5% “es posible de ser financiado” a través de dos fuentes, deuda pública (en un 40%) y emisión monetaria (60%).

Además, señaló que “los recursos fiscales mostrarán una recomposición robusta”. “De la mano del crecimiento del 5,5% del PBI será posible que la actividad económica, impulsada también por el gasto público, hagan que la recaudación tenga un crecimiento importante”, destacó, y puso como ejemplo que la recaudación por el impuesto a las Ganancias crecerá interanualmente un 38%.

“El Presupuesto garantiza el rol activo del Estado nacional en esta etapa de recuperación económica”, subrayó el funcionario.

Por otra parte, en la comparación 2020-2021, Rigo resaltó que el gasto en infraestructura crecerá del 1,1% al 2,2%; en educación y conectividad pasará del 1,1% al 1,3%; en salud pública, del 0,3% al 0,5%; y en innovación y desarrollo, del 0,2% al 0,5%; mientras que en intereses de deuda el gasto bajará del 3,4% al 1,5%.

Por último, Bastourre se refirió a las gestiones realizadas para restaurar la sostenibilidad de la deuda y reducir la carga de vencimientos, que fueron posibles gracias a las leyes aprobadas por el Congreso sobre deuda en moneda local y extranjera, así como la Ley de Solidaridad Social sancionada en diciembre.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password