Con presencia de ministro se presentó el proyecto de Ley de Presupuesto e Impositiva 2021

El ministro de Hacienda y Finanzas de la provincia de Buenos Aires, Pablo López, junto a la vicegobernadora, Verónica Magario, y el presidente de la Cámara de Diputados, Federico Otermín, expuso en la Legislatura bonaerense los principales ejes del proyecto de Ley de Presupuesto 2021.

La “ley de leyes” presentada por el Poder Ejecutivo, según se explicó en la presentación, prevé una “inversión inédita” en obra pública, un “fuerte impulso” a la inversión en educación, a la consolidación del sistema de salud, a la inversión en materia de seguridad, a la promoción de la inclusión social, y a programas para apuntalar el empleo y a los sectores de la industria y el campo.

Durante la exposición, el ministro de Hacienda y Finanzas, Pablo López agradeció a los legisladores y manifestó que “este proyecto de Ley de Presupuesto que estamos presentando, será el primero de la gestión del Gobernador Axel Kicillof y como tal, uno de sus principales objetivos es la recuperación de la actividad económica a través de un fuerte aumento de la inversión en obras de  infraestructura, que estarán distribuidas en todo el territorio bonaerense, conurbano, grandes ciudades del interior y la costa y que van a impulsar la producción, la logística y el empleo”.

“Por otra parte -prosiguió el mandatario-, como lo hemos venido haciendo desde el inicio de nuestro gobierno, continuaremos invirtiendo y fortaleciendo áreas clave para mejorar la calidad de vida de las y los bonaerenses como educación, salud, y seguridad”.

Además, en este proyecto de Ley, según detalló el ministro López “se incorpora por primera vez la perspectiva de género, y vamos a incrementar sustancialmente la inversión para trabajar sobre las desigualdades estructurales, con el objetivo de alcanzar en las diferentes áreas una Provincia inclusiva e integrada”.

Las prioridades del proyecto de Ley de presupuesto, que ingresó por la Cámara de Diputados, donde el oficialismo cuenta con mayoría simple, algo que no alcanza en el Senado, se reflejan en “siete ejes centrales” de la inversión proyectada por la provincia para 2021.

En primer lugar, la inversión en infraestructura y vivienda: la inversión de capital alcanzará los $ 174.151 millones de pesos, lo que representa el 1.35 % del PBG. Son obras que van a impulsar la producción, la logística y el empleo: obras hidráulicas, rutas, viviendas y cloacas y urbanización de barrios populares. Con un enfoque integral de la provincia, pues las obras estarán distribuidas en todo el territorio bonaerense: conurbano, grandes ciudades del interior y la costa.

Luego se destaca la inversión en educación; “este presupuesto volverá a priorizar la inversión en educación”, dijo el ministro López.

La inversión no salarial en educación y cultura, incluyendo comedores escolares, alcanzará los 82.469 millones de pesos, creciendo 63% en términos reales respecto a 2019.

Se destinará a mejorar la calidad de la infraestructura y equipamiento escolar, difundir el acceso a tecnologías del conocimiento, fortalecer la formación docente y garantizar el acceso, permanencia y egreso de las y los estudiantes. Se hará una inversión en Infraestructura educativa de $6.561 millones y se destinarán $5.866 millones a la adquisición de equipamiento y tecnología educativa.

A continuación, resaltaron la inversión en seguridad y servicio penitenciario. La inversión no salarial alcanzará $ 33.273 millones, creciendo 57% en términos reales respecto a 2019. Se prevé una inversión para Infraestructura penitenciaria de $ 5.429 M para mejorar las condiciones de detención y $ 7.075 millones para formación policial, entre otros.

Otro de los ejes es la reactivación económica e inclusión social. La inversión no salarial de los Ministerios de Trabajo, Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica y Desarrollo Agrario alcanzará $4.815 millones, creciendo 80% en términos reales con respecto a 2019; más de $1.300 millones para el fortalecimiento de las industrias, PyMEs y cooperativas; y más de $ 500 millones al Programa de Estímulo a las Industrias Creativas, entre otros.

Además, la inversión no salarial en Inclusión social alcanzará $47.017 millones, un incremento del 15 % en términos reales, respecto a 2019, que contempla más de $30.000 millones para Soberanía alimentaria, más de $ 6.700 millones en atención a personas vulnerables y unidades de desarrollo infantil y primera infancia, entre otras.

Inversión en Salud, también fue apuntada como una de los ejes. Pues según las palabras del ministro será prioridad seguir consolidando el sistema de salud, para lo cual se destinará en inversión no salarial $74.926 millones, creciendo 30% en términos reales respecto a 2019.

El plan operativo 2021 prioriza fortalecer los servicios críticos hospitalarios y mejorar sus condiciones edilicias, fortalecer e integrar el sistema de atención en todos sus niveles y desarrollar redes de servicios de salud.

Otro punto es el importante incremento presupuestario que se da en el área de Perspectiva de género. La inversión en esta área alcanzará los $1.026 millones, con un crecimiento de 132% en términos reales respecto a 2020 y 169% (casi triplicándose) respecto a 2019.

Por último, en la presentación se destacó la “sostenibilidad de la deuda y de las finanzas provinciales”. El pago de servicios totales de la deuda en 2021, sin considerar los vencimientos en proceso de reestructuración, será de casi un 40% menor, en términos reales, a lo que se pagó en 2019.

El Presupuesto prevé la recuperación de la sostenibilidad de la deuda pública provincial sin ajustar las partidas de gasto fundamentales de la Provincia.

Se priorizará el financiamiento en el mercado local en pesos y con Organismos Multilaterales de Crédito, con condiciones favorables, tasas bajas y créditos a más largo plazo, que serán destinados para obras de infraestructura y programas sociales.

Por su parte, el Ministro también destacó que el proyecto de Ley Impositiva 2021 propone: dotar de mayor progresividad a la estructura tributaria provincial; proteger a los sectores de menor facturación; no incrementar impuestos patrimoniales por encima de la inflación y obtener mayores aportes de los sectores de mayores ingresos y de las actividades económicas más concentradas y que no han sido perjudicadas durante la pandemia.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password