El oficialismo porteño frenó la interpelación a Soledad Acuña

El FdT solicitó en la sesión de este jueves que la ministra se presente en la Legislatura para dar respuestas acerca de sus dichos acerca de los docentes y su formación, pero el pedido no prosperó.

En el marco de la sesión ordinaria de este jueves, la vicepresidenta primera de la Comisión de Educación, Lorena Pokoik (FdT), solicitó que se tratara un proyecto de su autoría para que la Legislatura porteña cite a la ministra de Educación e Innovación, Soledad Acuña, para ser interpelada, pero el oficialismo porteño frenó su avance.

La iniciativa preveía que la funcionaria pueda dar respuestas respecto a las declaraciones realizadas el pasado 8 de noviembre, en relación al perfil de los y las estudiantes que eligen carreras de formación docente, sobre el ejercicio de los trabajadores de la educación en funciones y acerca de las características de la tarea que desempeñan los Institutos de Formación Docente de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

En los fundamentos de la medida, los legisladores recordaron que “los Institutos de Formación Docente de la Ciudad realizan un histórico y reconocido trabajo de calidad en la formación de sus estudiantes” y remarcaron que la ministra “describe despectivamente y de manera prejuiciosa a quienes eligen estudiar carreras de formación docente como ‘personas cada vez más grandes en edad’, que ‘eligen la carrera docente como tercera o cuarta opción luego de haber fracasado en otras carreras’ y relaciona el nivel socioeconómico bajo de quienes estudian con el capital cultural disponible”.

También criticaron el pedido de Acuña de que las familias denuncien las situaciones ‘adoctrinamiento’ o ‘ideologización’ dentro de las aulas. “Además de expresar un claro desprecio por los y las docentes, es peligroso porque condiciona el ejercicio de su trabajo en las aulas”, señalaron y remarcaron que “esta no es la primera vez que desde el Ministerio de Educación e Innovación de la Ciudad pretenden emprender acciones persecutorias para con los y las docentes, no hace falta más que recordar que en el 2012 el Gobierno de la Ciudad lanzó un 0800 para denunciar ‘la intromisión política en las escuelas’ y que en el 2017 se lanzó una línea para realizar denunciar si en las aulas se hacía mención sobre la desaparición forzada de Santiago Maldonado, como consecuencia del operativo ilegal llevado a cabo por la Gendarmería, durante el gobierno de Mauricio Macri”.

“Este tipo de accionar intenta poner un manto de sospecha sobre la función y el sentido de las instituciones educativas, busca condicionar lo que sucede dentro de las aulas afectando el encuentro pedagógico, como así también, busca romper el vínculo entre las familias, los y las docentes y las instituciones educativas, generando una desconfianza que sólo puede resultar perjudicial para la educación de los niños, niñas y adolescentes que asisten a las instituciones educativas de gestión estatal”, insistieron los diputados.

Al mismo tiempo que concluyeron señalando que “es necesario resaltar que declaraciones de este estilo, provenientes nada más ni nada menos que de la ministra de Educación e Innovación de la Ciudad, resulta preocupante por su tono discriminatorio, persecutorio y ofensivo del rol docente, entendiendo que es ella la persona responsable de diseñar e implementar las políticas públicas en torno a la educación”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password