Como en 2018, Ramón ratificó su postura opuesta al aborto e insiste con un plebiscito

Para el diputado mendocino, un tema tan importante no puede quedar librado a “una mayoría circunstancial”.

En 2018, José Luis Ramón modificó su postura inicial respecto del aborto y el tema le valió ser excluido del interbloque que conformaba entonces con los diputados Martín Lousteau y Ana Carla Carrizo. Esa vez dijo que había reconsiderado su postura atento a lo que había expresado en campaña. Este jueves reafirmó esa postura.

A su juicio, pensar el tema desde el punto de vista “personal y desde nuestra conciencia, creo que produce una colisión que no le da legitimación a la decisión que tomemos en el Congreso”.

El mendocino recordó que en 2018 “tuvimos la oportunidad de transcurrir por meses, en donde cada una de las decisiones, por el sí o por el no, marcaba su posición. Pero créanme que no hubo debate”. A su juicio, “el debate fue con especialistas, profesionales, ocurrió y ocurre hoy con nuestras familias, amigos, profesionales, pero cada uno marca su posición, hay una colusión de derechos y hay una falta total de poder llegar al consenso en las bancas que ocupamos. Porque lo que votamos nosotros tiene que ver con una cuestión de conciencia, mientras que lo que piensa toda la comunidad en la Argentina no se va a ver reflejado en la votación que hagamos muy pronto con lo que ocurre en las grandes urbes de la Argentina”.

“Hay un mundo enorme que tiene toda una concepción filosófica de vida, y sobre todo con un tema que hace a la concepción de la vida”, enfatizó el legislador, que advirtió a continuación que “hay un tema social que hace a las comunidades que no están siendo escuchadas. Yo provengo de una familia donde la consideración por el que está enfrente es muy grande, y más allá de mi consideración personal, reconozco que enfrente existe alguien que está discutiendo por la libertad, la posibilidad de tomar decisión, la necesidad que tienen las mujeres de salir de ese retraso y la necesidades de que las mujeres recuperen sus derechos”.

“Pero este debate transversal no puede ser resuelto por aquellas mayorías circunstanciales que ocupamos hoy las bancas en el Congreso”, aclaró Ramón. Para el diputado mendocino, no se está logrando así un “debate profundo”, y “ese debate tiene derecho a hacerlo cada familia, cada persona que vive a lo largo y ancho de la Argentina”.

“Por eso creo que más allá de lo que pensemos nosotros, creo que este debate va a continuar”, auguró, sugiriendo entonces la necesidad de apelar al proyecto que presentó en su momento para someter el tema a un plebiscito. A su juicio, “muy productivo al debate hubiera sido que sometiéramos desde el Congreso de la Nación que cada argentino pudiera emitir su voto por el sí o por el no, y después de un largo debate”.

Por último, recordó el primer proyecto que presentó en 2017, tras asumir en su banca, para “penalizar a todo aquel que hace una promesa en campaña y después resuelve de cualquier manera mientras está en funciones. De manera tal que siguiendo mi promesa de campaña hecha en 2017, voy a reafirmar mi voto negativo al proyecto que estamos tratando en este momento”.

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password