Necesitamos una vacuna contra la grieta

Por Jorge Ceballos. El secretario general de Libres del Sur denuncia la “compaña contra la vacuna rusa”, y advierte el peligro que significa para la salud de todos los argentinos.

El inicio de la pandemia en nuestro país trajo, quizás el único dato positivo, la unidad de oficialismo y oposición frente a un tema que requería una mirada amplia que saltase la grieta. Fue muy fuerte la imagen del presidente Alberto Fernández flanqueado por el Jefe de Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires Horacio Rodríguez Larreta y por el Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof. Mérito del presidente pensarlo de esa manera, mérito del Jefe de Gobierno de aceptar el convite, y también del Gobernador que intuyó que el conurbano no podía tener un destino separado de la Ciudad de Buenos Aires.  

La respuesta de la sociedad a este esquema de gestión fue de casi total apoyo. Un amigo, que no participa en ningún partido, me dijo: “Es la primera vez que siento que los políticos nos están cuidando”. Esa situación duró varios meses y fue muy importante para evitar la explosión del área más afectada por la pandemia. Luego vinieron los hechos que todos vimos, la grieta volvió a ganar terreno, algo si se quiere comprensible si se tiene en cuenta que se aproxima el proceso electoral.  

Lo que cuesta mucho entender en este momento es la actitud de un sector mayoritario de la oposición, y particularmente la de los medios más influyentes respecto a la vacuna adquirida en Rusia. En primer lugar, se le ha dado un sesgo ideológico a un problema sanitario en el medio de un contexto dónde no se le encuentra en el mundo solución al Covid 19, dónde los sistemas de salud más importantes y desarrollados como el de Alemania y Estados Unidos sufren en carne propia este flagelo. La campaña ¨anti vacuna rusa¨ adquiere ribetes grotescos, sembrando temor, pareciera más propio de tiempos de la Guerra Fría, como si dicha vacuna te convirtiese en “comunista”.  

PAE

Se desconoce la enorme calidad del Instituto donde se fabrica, que lleva décadas de prestigio y se descontextualiza el proceso de fabricación de la vacuna rusa con el argumento de que no se cumplieron las etapas de toda investigación, o que no se publicaron informes antes de su aprobación. Así vemos que los falsos argumentos que se propagaron en este tiempo, por medios que se jactan de no hacer “periodismo militante”, se fueron desmintiendo uno a uno. Todas las vacunas que se fabrican en el mundo desde el inicio de la pandemia se hicieron saltando formalidades y con el apuro que la situación requiere.  

En concreto, lo grave de esta campaña contra la vacuna rusa, que en realidad es contra el gobierno, es que pone en peligro la salud de todos los argentinos, oficialistas y opositores, sembrando el miedo cuando lo que necesitamos es que cuanto antes todos podamos vacunarnos.  

Ojalá consigamos una vacuna contra la grieta que tanto daño le hace a la Argentina. No va a salir de un laboratorio, sino de la conciencia de cada uno de nosotros. 

Login

Welcome! Login in to your account

Remember me Lost your password?

Lost Password